Perritos, las nuevas víctimas de secuestradores

Para los grupos delictivos el secuestro de mascotas es un “gran negocio”, ya que estos animales son considerados miembros de la familia.

El modo de operar de estas organizaciones no es muy complicado. Bajo engaños buscan acercarse a la familia de la mascota, estudian al animal y su rutina diaria. En ocasiones llegan a inventar son abusados por sus dueños y piden que se los entreguen como una medida para alejarlos del "peligro".

La Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México dio a conocer que las pérdidas de mascotas han aumentado y, mientras que en 2015 se abrieron 109 investigaciones por robo de animales, en 2016 hubo 115.

Los rescates llegan a ser desde los 3 mil a los 10 mil pesos y, de 2015 a la fecha, los secuestros exprés han aumentado considerablemente.

Las razas más secuestradas son:

Cachorro Pomerania

.

Husky siberiano

.

Rottweiler

.

Chihuahua

.

Bull terrier inglés

.

Schnauzer y Maltés

.