Exejecutivo de Volkswagen irá a la cárcel

Una corte de Estados Unidos condenó a siete años de cárcel al ejecutivo de la empresa alemana Volkswagen, Oliver Schmidt, por el escándalo de los motores manipulados para que parecieran menos contaminantes de lo que eran.

El exejecutivo que desde 2012 hasta marzo de 2015 dirigió a la empresa dedicada en atender reglamentaciones también fue multado con 400 mil dólares por un juez federal de Detroit.

Oliver Schmidt se declaró culpable de haber conspirado por cometer fraude y transgredir normas ambientales de Estados Unidos.

El fraude, que afectó a 600 mil vehículos en Estados Unidos, costó a la compañía 30 millones de dólares en compensaciones.