Atropello masivo en Melbourne deja 14 heridos

Dos hombres fueron detenidos este jueves después de que el coche en el que viajaban embistió a un grupo de personas en Melbourne, Australia, dejando 14 heridos.

El conductor del vehículo es un ciudadano australiano de origen afgano, con un historial conocido de consumo de drogas y problemas de salud mental, indicó más tarde la policía australiana.

No hay pruebas ni información que apunten a una conexión entre el suceso y el terrorismo, indicó la policía, aunque se cree que el acto fue deliberado. Agentes antiterroristas seguirán colaborando en la investigación para asegurar que no hay relación.

El comandante de policía, Russell Barrett Barrett, confirmó que varios de los heridos fueron trasladadas a hospitales y dos permanecen en estado crítico, incluido un niño en edad preescolar con lesiones en la cabeza.

Los testigos describieron escenas espantosas del suceso, que comenzó cuando la camioneta deportiva se saltó un semáforo ante la estación de tren de la calle Flinders y aceleró para arremeter contra los peatones, golpeando a más de una docena de personas antes de estrellarse contra una barrera junto a una parada de tranvía.

El primer ministro, Malcolm Turnbull, describió el incidente como “estremecedor” en un tuit y dijo que sus pensamientos y oraciones estaban con las víctimas y los que las atendían.