VIDEO: Publicistas responden a controversia por H&M

Luego del escándalo que se desató en redes sociales por una sudadera de la marca H&M con un presunto mensaje racista y modelada por un niño de raza afroamericana, las reacciones han sido diversas. Incluso, algunas figuras públicas decidieron terminar su relación de trabajo con la firma de ropa.

Por supuesto que se retiró dicha prenda de los anaqueles y la imagen, además de que se ofreció una disculpa pública; sin embargo, las reacciones no terminaron. Unas de las más interesantes fue la campaña lanzada por dos madres de familia suecas, quienes piden que la marca deje de etiquetar a los pequeños.

Torny e Ingrid, que también se dedican a la publicidad, tienen una iniciativa donde piden a H&M que se deje de alimentar la brecha de género mediante la ropa. Es decir, que se diseñe ropa con base en los gustos de cada niño y no en etiquetas para niño o niña.

“Las niñas no deberían cruzar a la sección de niños por una camiseta de la NASA. A ellos no se les debe decir que una sudadera de unicornios es sólo para ellas”, comentan ambas en una carta dirigida a la marca de ropa.

Las mujeres puntualizan que es necesario deshacerse de las categorías de género y clasificar la ropa por tipo o tamaño, “haciendo prendas que fomenten y no limiten”.