México podría "forjar una economía del conocimiento"

México tiene la capacidad y la posibilidad de subirse en la nueva ola tecnológica y forjarse en una economía del conocimiento, consideró el economista y doctor en ciencia política, José Ramón López-Portillo Romano.

El especialista en el tema de cambio tecnológico exponencial y su impacto socioeconómico mencionó que para lograrlo es necesario crear un sistema de gobernanza y reglamentario altamente adaptativo a las condiciones tecnológicas, socioeconómicas, políticas, culturales, éticas y morales.

Así se refirió el investigador al dictar la conferencia "Desafíos y oportunidades de frente al cambio tecnológico", dentro del Foro Internacional 4T: Trabajo, Tecnología y Transformación para Todos.

Aunque reconoció que la mayoría de las organizaciones públicas y privadas no están preparadas para aprovechar las ventajas de las nuevas tecnologías, sostuvo que el país puede identificar aquellas que pueda adaptar para mejorar la productividad.

Estamos en un punto donde hay dos futuros: el colapso o la abundancia y el crecimiento”, señaló el economista de acuerdo con un comunicado de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC).

Añadió que el mundo se enfrenta a un destino global y conjunto que va de la mano con el crecimiento acelerado de la tecnología y la innovación.

A decir de López-Portillo Romano, los expertos plantean dos escenarios posibles en el que las sociedades que caminen hacia el lado de la abundancia podrían resolver los retos de la historia humana, como superar la pobreza, el hambre, la ignorancia, la enfermedad y quizá la violencia.

Mientras que “del lado del colapso podemos tropezar con una serie de consecuencias que algunos predicen y que van desde colapsos medioambientales, desempleo masivo, desigualdad extrema, pérdidas de la diversidad, libertad y de los propios sistemas de gobierno”.

Por lo tanto, la única respuesta posible que se puede dar como nación y como sociedad “es tener una máxima capacidad de adaptación porque somos un país que no genera tecnologías de punta, sino que las importa. Tenemos que financiar el esfuerzo innovador y aprender a aprender", advirtió.