Confianza del contribuyente está lastimada

Víctor Hugo Bolaños
Los Miserables

Cuando la atención a las necesidades sociales es insuficiente se afecta la gobernabilidad. Andrés Manuel López Obrador aniquiló el análisis político tradicional, se perdió la especulación sobre los nombramientos más importantes y otras tradiciones. El proceso entrega-recepción (de gobierno) se adelantó con el anuncio del traslado de las secretarías al interior de la República Mexicana. La eliminación de la delegaciones, la liberación de Elba Esther Gordillo y la consulta pública sobre el futuro del Nuevo Aeropuerto Internacional afectarán la confianza de los hombres de negocios.

La espectacularidad de la nacionalización bancaria el 1 de septiembre de 1982 le permitió a José López Portillo gobernar hasta el 30 de noviembre y frustró el arranque de gobierno de Miguel de la Madrid, quien encarceló a Jorge Díaz Serrano para confirmar la renovación moral de la sociedad. Carlos Salinas de Gortari gobernó a partir del 1 de diciembre de 1988 y se legitimó en enero de 1989 cuando encarceló a líder petrolero Joaquín Hernández Galicia; en abril eliminó al líder magisterial Carlos Jonguitud Barrios. Los hombres de negocios olvidaron así, la sospecha sobre la caída del sistema electoral. El Programa Nacional de Solidaridad le permitió recuperar para el PRI los distritos federales electorales que perdió en 1988. En 1994 su partido conservó el gobierno pese al homicidio de Luis Donaldo Colosio.

Recuperar la forma como se desarrollaron los procesos de entrega-recepción de los últimos 50 años, confirma que el resultado en las urnas puso un paso adelante al próximo gobierno. La “civilizada” reunión de Enrique Peña Nieto y Andrés Manuel López Obrador, marcan el legítimo arranque de temas que afectan la confianza en el gobierno entrante como Elba Esther Gordillo y el Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

La maestra le advirtió a Andrés Manuel López Obrador que la reforma educativa está cancelada y que pretende recuperar el control del sindicato de maestros. Por su parte, el presidente electo aceptó que tiene vigentes su derechos políticos y que se respetará la autonomía sindical, aunque recordó que los sindicatos deben democratizarse.

El tema es preocupante porque involucra al sector social más importante para cualquier gobierno: los estudiantes de nivel básico.
“El indio se quemó tanto con la leche que hasta al jocoque le sopla”. El destino del NAIM a través de una consulta pública trasciende fronteras, las inversiones exigen certeza.

Hoy está claro que ya no existe la política en su antigua concepción y tampoco está vigente la frase que dice “la forma es fondo”, sin embargo, actos anticipados de gobierno, legitimados por quienes concluyen, como cancelar reformas por mal humor social, lastiman la confianza del contribuyente.