Víctima de fraude 47% de las compañías internacionales

El 47% de las grandes organizaciones internacionales ha sido víctima de fraude, robo, lavado de dinero u otros delitos financieros, afirmaron especialistas del sector público y privado reunidos en el Primer Congreso en Prevención de Lavado de Dinero en México organizado por Thomson Reuters.

Las compañías encuestadas estimaron una pérdida de $1.45 billones de dólares, o alrededor del 3.5% de su facturación global, como consecuencia de delitos financieros.

En el encuentro, los panelistas emitieron una serie de recomendaciones para que empresas e instituciones gubernamentales cumplan con las obligaciones legales en línea con las disposiciones internacionales aplicables emitidas por el Grupo de Acción Financiera (GAFI).

México enfrenta un riesgo significativo de lavado de activos proveniente de actividades asociadas con la delincuencia organizada como: tráfico de drogas, extorsión, una arraigada tendencia a la corrupción y continua evasión fiscal.

Durante su participación en el foro, el magistrado de la Sala Superior del Tribunal Federal de Justicia Administrativa, Manuel Hallivis Pelayo se estima que el costo de lavado de dinero en México alcanza alrededor de 10% del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

En tanto, 9 de cada 10 personas mayores de 15 años (92%) piensan que en México hay corrupción y 65% considera que en el futuro ésta y el lavado de dinero, será mayor.

Aunado a esto, la PGR recibe poco volumen de información financiera sobre dicha práctica, lo que dificulta el llevar a cabo las investigaciones correspondientes. Esto genera un efecto dominó que resulta en una pobre aplicación de las sanciones correspondientes por parte de los supervisores.

Para los especialistas, en cualquier entidad pública o privada, es necesario construir un modelo con un enfoque basado en análisis de riesgos, que priorice el combate a la corrupción en todos los niveles organizacionales. Debe estar respaldado por la alta gerencia a través de la implementación de una cultura de cumplimiento, esto con el objetivo de salvaguardar los valores de cada institución, empresa u organización.

De la misma manera, se externó que la mejor herramienta para la prevención de lavado de dinero es realizar asesorías de riesgos exhaustivas, de acuerdo a las necesidades de cada entidad, así como régimen sancionatorio efectivo.

via GIPHY