Quiebra por ineptocracia

Ineptocracia: Sistema de gobierno en el que los menos aptos para liderar son elegidos por los menos capaces de producir, y en el que aquellos miembros de la sociedad incapaces de sustentarse a sí mismos o de triunfar son recompensados con bienes y servicios procedentes de la riqueza que le ha sido confiscada a un número cada vez menor de productores.

Rosario Robles fue secretaria de Gobierno del Distrito Federal, sustituyó a Cuauhtémoc Cárdenas, el 29 de septiembre de 1999 en la jefatura de Gobierno, le entregó el cargo a Andrés Manuel López Obrador, fue dirigente nacional del Partido de la Revolución Democrática a partir de 2002, logró varios triunfos electorales, renunció por “fuego amigo” en agosto de 2003 y salió del partido en 2004.

Eran coordinadores en el Senado, Jesús Ortega y en la Cámara de Diputados, Pablo Gómez, la involucraron en escándalos mediáticos, sentimentales y financieros, algunos aseguraron que con su autorización se desviaron recursos para apoyar la campaña del candidato a jefe de Gobierno del 2000, Andrés Manuel López Obrador, intentaron involucrarla en desvíos de recursos financieros y le cuestionaron sus relaciones sentimentales. En el 2012 se integra a los colaboradores no priistas del candidato presidencial Enrique Peña Nieto, en la presente administración fue secretaria de Desarrollo Social y de Desarrollo Agrario Territorial y Urbano. Perredistas y morenistas aseguran que está involucrada en el desvío de recursos de ambas dependencias.

Buscan hacerla el “chivo expiatorio”, su participación en algún acto al margen de la ley, será investigado por las autoridades responsables de vigilar la aplicación del dinero de los contribuyentes, en lo mediático vuelve a ser rentable para sus excorreligionarios y por ello buscan responsabilizarla de los “escándalos revelados” en los últimos meses, entre los que destacan los desvíos de recursos desde algunas universidades.

Son dos los compromisos del presidente electo, impulsar las investigaciones en contra de todos los gobiernos que fueron señalados por los votantes como ineptos y corruptos y cumplir los compromisos de campaña de elevar la calidad de vida de quienes enfrentan niveles de pobreza.

La afirmación sobre la quiebra del país, fue rechazada incluso por un amplio sector que votó por Morena, algunos especialistas advierten el riesgo a partir de ese pronunciamiento de que el presidente electo reconozca la incapacidad gubernamental para cumplir los compromisos que estableciera como candidato.
La ineptitud del gobierno no puede ser eterna. La solución somos todos.