Japón aterrizó una sonda espacial sobre asteroide por esta razón

0

Tras unos años de viaje, el país asiático logró alcanzar el asteroide Ryugu vía sonda

La sonda japonesa Hayabusa 2 aterrizó sobre el asteroide Ryugu para recoger muestras y traerlas a la Tierra en 2020; tal misión tiene como fin de investigar sobre los orígenes del Sistema Solar, informó la Agencia Japonesa de Exploración Aeroespacial.

El costo de la misión, que alcanza los 272 millones de dólares, tiene como principal objetivo averiguar si los elementos que existen en el espacio contribuyeron a que surgiera el agua y la vida en nuestro planeta.

La agencia también conocida como JAXA, por sus siglas en inglés, dio la siguiente información sobre Ryugu: mide aproximadamente un kilómetro de diámetro y tiene forma de diamante; se sitúa a 342 millones de kilómetros de la Tierra, entre las órbitas de ésta y Marte. Es un asteroide tipo C, es decir, rico en materia orgánica y agua.

Los científicos sospechan que este tipo de asteroides contienen los materiales más primitivos del Sistema Solar, una mezcla entre minerales, hielo y compuestos orgánicos que interactúan entre sí.

En diciembre de 2014 la agencia lanzó desde el Centro Espacial de Tangashima, Japón, la sonda que viajó durante tres años y 10 meses para llegar a su destino, tras lo cual detectó el asteroide y desplegó con éxito sus dos rovers sobre la superficie.

La sonda Hayabusa 2 está equipada con diferentes instrumentos científicos, entre ellos paneles solares, sensores, cámaras, un espectómetro infrarrojo y un robot que puede captar imágenes en múltiples longitudes de onda, investigar minerales con microscopio y medir la temperatura de la superficie.