Mercedes-Benz fortalece producción de lo “Hecho en México”

La automotriz alemana Mercedes-Benz, en su división de autobuses, anunció que continuará con su estrategia de impulsar la manufactura nacional de autopartes con calidad y equipo original con la marca “Hecho en México”, cuyo portafolio cuenta con seis líneas de productos.

Tras declararse comprometida con el desarrollo de productos nacionales, destacó que en México cuenta con proveedores de partes de “excelente calidad” y precios competitivos, por lo que en los últimos años la empresa ha trabajado de manera importante en la nacionalización de refacciones.

“Mercedes-Benz ha lanzado exitosamente una amplia gama de líneas de refacciones orientadas principalmente a disminuir el costo de mantenimiento preventivo y correctivo, dicha nacionalización representa de forma global un 17 por ciento de la venta de reacciones de la marca”.

Señaló que algunos ejemplos de estos productos son las balatas, aceites y lubricantes, AdBlue, filtros, tambores y mazas, además también cuentan con el soporte en partes de carrocería y accesorios de la marca Marcopolo y Ayco.

En un comunicado, la armadora recordó que la nacionalización de refacciones se traduce en ahorros significativos para el hombre-autobús, las flotillas y las empresas, al permitir reducción de costos en el mantenimiento de las unidades, así como tener plena confianza de que son productos con altos estándares de calidad.

Según la Secretaría de Economía y la Confederación de Cámaras Industriales, la producción de refacciones y accesorios mexicanos genera hasta 15% de ahorro a las automotrices, lo que incentiva la exportación de productos y mejora el mantenimiento de vehículos.