4 tips para que el trabajo y la relación convivan

Los pros y contras de mantener una relación sentimental entre compañeros de oficina
AMECH*
El amor está en el aire dice la canción, y ese mismo tema se puede aplicar a las relaciones en la oficina, ya que en ella la gente está ocho o más horas diarias, conviviendo con compañeros de trabajo. Con tantas horas de convivencia y camaradería, en muchas ocasiones es inevitable que surja un romance, pero ¿qué tan bueno o malo resulta para la empresa y para los propios empleados?
Por una parte, la idea de estar con la persona que se quiere, convivir con ella, puede aumentar la productividad de ambos en favor de la empresa, ya que al tener más confianza, se puede, incluso, despertar un sentido de colaboración que ayuda a obtener mejores resultados, sin embargo, también existe la otra posibilidad de que surjan problemas entre la pareja que se refleje en su ánimo y por consiguiente en su productividad. Al existir siempre esta posibilidad y al tener dos opciones como resultado de este tipo de relaciones en el lugar de trabajo, la Asociación de Empresa de Capital Humano sugiere algunos puntos clave para que el trabajo y la relación funcionen.
1. En la oficina, las cosas de la oficina
Al tener discusiones con la pareja en la oficina es muy importante saber separara los problemas de la relación y las cuestiones laborales, por eso aunque nos encontremos molestos o deseemos platicar con nuestra pareja hay que saber cuando es un buen momento para ello, la oficina no lo es. Lo mejor si tenemos una relación de oficina hay que tener en claro que para todo hay tiempo.
2. Mantén un perfil bajo
Ciertas empresas tienen políticas claras con respecto a prohibir relaciones de pareja en el trabajo, ya que pueden resultar en problemas mayores, si tú intención es declarar a los cuatro vientos sobre la nueva relación que tienes, te aconsejamos que esperes, que te tomes tú tiempo y veas como está el panorama, si consideras que no habrá problema, adelante.
3. Tú espacio, mi espacio
Aunque tengas una pareja en la oficina hay que dejar muy claro que los espacios laborales de cada uno son para eso, son lugares para dedicarse al trabajo, pero el hecho que la pareja o uno mismo nos “visite” afecta el rendimiento y el desempeño, para evitar que se nos llame la atención hay que evitar estas visitas sorpresas, respetando el espacio laboral de cada uno.
4. Si te “descubren”
Con el tiempo resulta innevitable que tus compañeros de trabajo y colegas comiencen a sospechar de tú relación, llegando al punto en que te pregunten sobre ello, en caso que el lugar dónde trabajes sea muy estricto con las relaciones de pareja debes de responder con la verdad, y decir que, en efecto estás en una relación con alguien, pero que no ha afectado tú desempeño en ningún aspecto.
Tener relaciones de pareja es una de las mejores experiencias que se pueden tener, y más si es posible combinar la presencia de la persona que te gusta con el trabajo, sin embargo, la mezcla de oficina y romance puede ser un martirio o una bendición, todo depende de cómo lo manejes.
Saber manejar tanto a la pareja y la oficina al mismo tiempo no es nada complicado, lo único que hay que tener en cuenta para que estas relaciones funciones es respetar los espacios y el ambiente de cada uno.
*Asociación Mexicana de Empresas de Capital Humano (AMECH)
asociacionch@amech.com.mx
www.amech.com.mx
Colaboración exclusiva para Mundo Ejecutivo Web