¿Cómo y cuándo se debe invertir?

0

La mayoría de la población en el país desconoce las opciones para invertir su dinero en productos bancarios y financieros como herramientas para incrementar sus ahorros.

Por ello, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) da a conocer algunas recomendaciones para invertir en las herramientas que ofrecen las instituciones bancarias.

En la revista Proteja Su Dinero, el organismo sugiere como un paso previo a la inversión, destinar un monto para ahorrar y no comprometer el dinero previsto para otros gastos como renta, colegiatura o pago de deudas, entre otros.

Asimismo, recomienda conocer el rendimiento de los instrumentos de su interés para comparar el beneficio o la ganancia, medida como un porcentaje de la cantidad que se invirtió inicialmente.

Considera necesario conocer las características y las preferencias del inversionista, así como su edad y su experiencia, con el objetivo de identificar la herramienta que cubra sus necesidades.

Entre los tres perfiles básicos como inversionista, el organismo detalla que el primero define a las personas conservadoras o que requieren inversiones a corto plazo y con el menor riego posible.

Este tipo de perfil tendrá que tomar en cuenta que las inversiones con menor riesgo ofrecen menores rendimientos, así como una mayor disponibilidad de la inversión, apunta.

Explica además el perfil moderado, integrado por personas cuyo horizonte de inversión es mediano y buscan buenos rendimientos, pero sin tomar muchos riesgos.

En cuanto al último perfil, conocido como agresivo, la Condusef refiere que lo forman las personas a quienes les interesa obtener mayores rendimientos y que están dispuestos a tomar los riesgos que sean necesarios.

Una vez que se ha logrado identificar el perfil, el usuario debe realizarse preguntas para elegir el instrumento que más les convenga, como el objetivo y el tiempo en el que se quiere recuperar la inversión, acota.

También, añade, los interesados deben definir el monto de los recursos que están dispuestos a arriesgar, el alcance de sus conocimientos sobre las inversiones y la experiencia en el rubro.

De tal forma que si aún no se cuenta con experiencia en inversiones, se puede iniciar con instrumentos de bajo riesgo e incrementar poco a poco el monto de inversión, puntualiza.

Más información.

Compartir.

Los comentarios están cerrados.