OCDE lanza dudas sobre tiempo de entrega del NAICM

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) expresó dudas sobre la capacidad del Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM) para concluir la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) dentro de los plazos establecidos.

Señaló que hay muchos factores que pueden retrasar la ejecución, que van desde problemas administrativos hasta la capacidad de las empresas. La meta original es que las operaciones arranquen el 20 de octubre del 2020.

La organización destacó, por ejemplo, que los cambios hechos sobre la marcha al plan de contrataciones provocaron que la fecha del último contrato adjudicado se recorriera de agosto del 2017 a junio del 2019.

"Eso implica que las obras finales se concluirán más cerca de la fecha de apertura pública, con lo que se restringe la etapa de pruebas del aeropuerto, una condición necesaria para su inauguración", señala el documento.

La OCDE presentó dos ejemplos de licitaciones que fueron retrasadas.

La primera, referente a los cimientos de la terminal aérea, fue emitida en noviembre del 2015. El arranque de las obras debió comenzar a principios de 2016, pero el primer procedimiento licitatorio fue declarado desierto.

Finalmente se tuvo que asignar el contrato directamente a una de las empresas que presentaron oferta, por lo que las obras empezaron con tres meses de retraso.

Otro ejemplo fue el concurso de las subestaciones eléctricas, cuya convocatoria fue emitida el 16 de diciembre del 2015, tres meses después de lo planeado.