Alianza del Pacífico, el nuevo "tigre” de la economía

La Alianza del Pacífico dará este viernes un salto cualitativo con una estrategia que tendrá entre sus objetivos crear la figura de Estados Asociados, llegar al 100% en la liberación para la movilidad de mercancías y personas, atraer nuevas inversiones y pasar a la era digital.

Los presidentes de los países miembros: Colombia, Chile, México y Perú, firmarán este viernes la Declaración de Cali, que tendrá las directrices que marcarán la transformación de la Alianza a una fase más elevada que le permita a este sistema de integración enfrentar los nuevos retos del presente y el futuro en el dinámico mundo de la globalización.

El primer día de deliberaciones de la Cumbre de la Alianza del Pacífico cerró sus sesiones con un conversatorio de los cuatro jefes de Estado en el salón principal del Centro de Eventos Pacífico, y ante más de 500 empresarios de 30 países miembros y observadores, con la moderación del presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno.

TE PUEDE INTERESAR ▶︎ ALIANZA DEL PACÍFICO PROMUEVE LIBRE COMERCIO: EPN

Todas las voces coincidieron que la Alianza del Pacífico, que nació hace seis años, es uno de los acuerdos de integración más exitosos, pero es hora de dar un salto y llevar esa asociación a otro nivel, pese al crecimiento mediocre que tienen las economías de los países socios y del resto de América Latina.

En la clausura del IV Encuentro Empresarial con el que comenzó la XII Cumbre de la Alianza del Pacífico, los presidentes Juan Manuel Santos (Colombia), Michelle Bachelet (Chile), Enrique Peña Nieto (México) y Pedro Pablo Kuczynski (Perú) dieron a conocer su visión sobre el futuro del grupo y destacaron los avances en estos primeros seis año.

Los principales mensajes de los mandatarios fueron: "es la oportunidad para dar un salto cuantitativo y llevar la integración a otro nivel (...) la Alianza del Pacífico tiene un acuerdo como quizá no haya otro en el mundo, y ha desregulado el 92 por ciento del inverso arancelario”, sostuvo Peña Nieto.

Pero el mandatario mexicano fue más allá y subrayó que llegó el momento de “avanzar en acercamientos con otros bloques en el intercambio de servicios, bienes y capitales. La Alianza habrá de ser con otros países”.

Es en esta dinámica que surge la urgencia de crear la categoría de Estados Asociados de la Alianza del Pacífico, luego que esta asociación recibió a más de 50 países como observadores, que buscan por todos los medios estar de una u otra forma en este bloque de integración profunda, único en el mundo.

Los primeros países que entrarían como “Estados Asociados” serían Canadá, Australia, Nueva Zelanda y Singapur.

La entrada de los Estados Asociados le permitirá a la Alianza del Pacífico abrir una fase para establecer un comercio más amplio en el bloque, pues los cuatro Estados Asociados, que se oficializarán este viernes, podrían representar 20% del comercio que se genera en el eje Asia-Pacífico.

Para estar como Estados Asociados, primero se trabajarán en los tratados comerciales, niveles generales de libre comercio, que se negocian en bloque, y otros a nivel bilateral, que conservan los acuerdos (TLC) que tienen firmados los países miembros de la Alianza del Pacífico.