Inflación baja ligeramente en 1a. quincena de julio

La inflación interanual de México se desaceleró levemente en la primera quincena de julio, debido principalmente a bajas en los precios vinculados al sector de energía que compensaron por alzas en los productos agrícolas.

La inflación interanual llegó a 6.28%, por debajo del 6.33% de la primera quincena de junio, lo que refuerza las posibilidades de que el Banco de México haga una pausa en el ciclo de alzas de la tasa clave.

El dato de la primera quincena de julio estuvo por encima de lo esperado en un sondeo previo de Reuters realizado entre 12 especialistas, que pronosticaban un alza interanual de los precios del 6.23 por ciento.

La inflación interanual de México ha rebasado desde enero la parte alta del objetivo del banco central, del 3.0% +/- un punto porcentual. En lo que va de 2017, la entidad monetaria ha elevado en 125 puntos base la tasa de interés interbancaria hasta el nivel actual de un 7.00 por ciento.

El gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, dijo este mes que se espera que en enero de 2018 la inflación interanual llegue a 4.0% y la meta debería alcanzarse en el último trimestre del próximo año.

Sólo en la quincena, el índice general de precios al consumidor creció un 0.24%; mientras que el indicador subyacente, considerado un mejor parámetro para medir la trayectoria de los precios porque elimina algunos productos de alta volatilidad, aumentó un 0.19 por ciento.

Los rubros que más subieron en la primera mitad de julio fueron transporte aéreo, y los precios de la papa y otros tubérculos; en tanto que la uva y la ropa interior para mujer fueron los ítems que presentaron mayores bajas.