Conoce la verdad sobre los meses sin intereses

DANIEL MARTÍNEZ
Director de Finanzas de Resuelve.mx

Pss, pss. Oye... ¿cómo vamos con nuestros propósitos financieros en el último trimestre del año? Lo sé, el tiempo y nuestro dinero también se van muy rápido si no aprendemos a cuidarlos. Por eso, antes de que inicien las temporadas de descuento y llegue la locura, te hablaré de los famosos meses sin intereses (MSI).

¿Qué son los meses sin intereses?

Es una forma de pago a plazos en la que se divide el precio de un producto o servicio para que lo vayas cubriendo en mensualidades. Esta modalidad es un acuerdo entre el negocio y el banco que emite las tarjetas de crédito, ya que el primero asume el costo del financiamiento con tal de ofrecer esta promoción y así incrementar su volumen de ventas.

Al participar bajo este esquema, el banco adquiere tu deuda frente al comercio y hace el pago total, menos una comisión por la venta a plazos. El monto del producto es cargado a tu línea de crédito y, dependiendo del periodo que hayas elegido para liquidarlo, te irá cobrando la cantidad correspondiente en las mensualidades.

Hasta ahora suena todo muy bien, ya que uno puede saber exactamente cuánto y cuándo debe de pagar. Sin embargo, hay que reconocer que esta facilidad no está disponible siempre, a menos que tu tarjeta de crédito ya lo integre para todas las compras, en cuyo caso cobrará alguna comisión por ese servicio.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de usar los MSI?

Como te habrás imaginado, no todo es miel sobre hojuelas, por lo que conocer los compromisos que se adquieren con los MSI te ayuda a determinar si te es conveniente ocuparlos o no.

Entre las ventajas podemos destacar:

Dan certeza sobre el costo total de la compra, ya que no debes de sumarle los intereses.
Facilitan la adquisición de un producto o servicio que, difícilmente, podría pagarse de contado.
• Puedes liquidar el total antes del tiempo planeado, siempre y cuando notifiques al banco para que la cantidad se abone a los MSI y no la consideren como saldo a favor.

Y entre los inconvenientes:

• Te haces de un compromiso a mediano plazo, por lo que debes asegurar que cuentas con los ingresos suficientes para soportarlo.
• Si olvidas realizar un pago a tiempo, podrías perder los beneficios y el banco comenzaría a cobrar los intereses.
• Aunque el costo se divide en parcialidades, el cargo sí se hace completo desde el inicio. En estos casos es muy fácil saturar tu tarjeta si piensas que sólo ocupaste la cantidad que corresponde a tu mensualidad.

Espera, aún hay más. Pensemos que ya identificaste lo bueno y malo, pero aún así insistes en ocupar los MSI. Antes de pasar tu tarjeta, te recomiendo que contemples lo siguiente:

1. Pregúntate si el artículo que quieres es algo que necesitas. Si la respuesta es negativa, te recomiendo que dejes tu tarjeta de crédito disponible para algún gasto de emergencia.

2. Revisa que el objeto tenga una vida útil mayor al tiempo que te comprometes a pagar. Contempla tu capacidad de pago y no adquieras algo que no puedas cubrir.

3. Sé precavido con las ofertas. Puede que encuentres precios más bajos en otras tiendas o en internet. Busca la mejor, compara y elige.

4. Integra las mensualidades a tus pagos fijos y procura ser puntual. Recuerda que de no hacerlo podrías comenzar a acumular intereses.

5. Verifica que te hagan válido el beneficio. También pregunta si el costo total aumenta con este esquema o si disminuye de contado. Este debe estar incluido en el voucher con las cantidades correctas, así como en tu estado de cuenta bajo la categoría de “promociones”.

6. Evita el riesgo de sobreendeudarte. Si ya tienes domiciliados algunos servicios a tu tarjeta, recuerda darles prioridad antes que ocupar ese saldo para otra compra.

Por último, te cuento que según información del Banco de México (Banxico), en el 2016 más de la mitad de las tarjetas de crédito en circulación pertenecieron a clientes no totaleros, es decir, personas que no cubrían el adeudo total para no generar intereses. Si este es tu caso, recuerda usar responsablemente los MSI e implementar una estrategia inteligente de pago. ¡Conócelos y aprovéchalos!