Menor riesgo global por fundamentales macroeconómicos

Los fundamentales macroeconómicos sólidos permiten a México tener un menor impacto ante el entorno de complejidad global, como sucedió hace 10 años con la crisis que se desató tras la quiebra de Lehman Brothers.

El director general de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), José Oriol Bosch afirmó que los fundamentales macroeconómicos “son clave” para enfrentar entornos adversos de la economía.

Además destacó que 2019 “será un año de cambio y oportunidades”.

La expectativa para la BMV es buena. La próxima administración puede utilizar a la Bolsa a fin de croquetar los proyectos que tiene.

El directivo explicó que el movimiento de tasas de interés en mercados desarrollados como Estados Unidos genera presión en los emergentes, sin embargo, el peso mexicano es de las monedas que muestra mejor comportamiento.

Agregó que los mercados mexicanos “se están comportando muy bien”, sobre todo después del proceso electoral y en el marco del proceso de renegociación del Tratado de Libre Comercio con América del Norte (TLCAN).