Las compañías que tienen al menos 30% de mujeres en puestos de liderazgo logran ganancias netas hasta seis puntos porcentuales por encima de las empresas que no cuentan con mujeres en sus cargos directivos, señala un estudio del Peterson Institute for International Economics y la firma de servicios profesionales EY.

Las discriminación contra las mujeres persiste en muchas áreas, de forma directa e indirecta, a través de leyes, políticas, normas sociales, prácticas y estereotipos de género

Páginas