Al considerar el futuro, muchos líderes de empresas familiares no piensan “cuando muera”; piensan “si muero”. Por su negación a que la muerte les sucederá, no hacen planes para lo que pasará cuando ocurra, pese a que esos planes podrían evitar o mitigar grandes pérdidas financieras y un gran dolor emocional.

Una organización saludable es aquella que no sólo cumple con sus metas, sino que incluso las supera, obtiene buenos resultados en el ámbito financiero, y tiene capacidad de atraer y retener talento para fortalecerse y crecer.

Uno de los principales factores de éxito en cualquier empresa es el establecimiento de un plan de negocios, con metas claras para alcanzar en el corto, mediano y largo plazo, aunado a que sean transparentes para todos los involucrados.

Una vez que hemos construido las bases de la gobernanza, nuestras estructuras de gobernanza deben hacer que la visión sea más concreta mediante el establecimiento de metas y políticas que puedan ayudar a la familia avanzar hacia su visión común

Páginas