Foster + Partners, ícono de la arquitectura contemporánea

Fundado en 1967 en Londres, el estudio multidisciplinario de arquitectura, planificación, ingeniería y diseño industrial, Foster + Partners, es considerado el responsable de la nueva arquitectura contemporánea londinense, su práctica es el reflejo de una rica mezcla de conexiones culturales, respaldada por el conocimiento y experiencia de un equipo de trabajo cosmopolita, que en su conjunto domina alrededor de 70 idiomas.

Desde un inicio su arquitectura se ha regido por la creencia de que la calidad de nuestro entorno influye de manera directa en la calidad de nuestras vidas, ya sea en el hogar que habitamos, el lugar de trabajo donde nos desenvolvemos, un recinto cultural o en la esfera pública. En este sentido, el diseño lo abarca todo, desde el rendimiento funcional y medioambiental de un edificio, hasta la consideración de su contexto físico y cultural.

Así, la importancia de la dimensión “poetica” es equitativa a la que encuentran al modelar y esculpir los espacios mediante luz natural. De igual forma, el estudio reconoce que la arquitectura es generada por las necesidades de las personas -tanto materiales como espirituales-, en donde la excelencia de diseño y su ejecución exitosa son fundamentales en el enfoque de su trabajo.

Muestra de ello son sin duda los proyectos que han logrado desarrollar y consolidar a lo largo de su trayectoria, desde sedes bancarias, puentes, edificios culturales, sedes gubernamentales, aeropuertos, recintos culturales, residenciales, inmuebles educativos y del sector salud, hasta diseño industrial, planes maestros, oficinas y comercio, así como transporte.

Diseño integrado

En palabras de Lord Norman Foster, presidente y fundador del estudio, “el mejor diseño es aquel que emana de un enfoque completamente integrado de principio a fin”, por lo que a lo largo de su trayectoria Foster + Partners se ha destacado por la consolidación de un firme y consistente equipo creativo, el cual combina el conocimiento de ingenieros estructurales y medioambientales con el de diversos arquitectos desde el inicio del proceso de diseño para la concepción de soluciones completamente integradas y sustentables.

“Creemos que la mejor arquitectura proviene de una síntesis de todos los elementos que componen y forman el carácter de un edificio, desde la estructura que lo sostiene, los servicios que le permiten funcionar, su ecología, la calidad de la luz natural, el simbolismo de la forma, la relación del edificio hacia el paisaje urbano, hasta la manera en que nos movemos a través o alrededor de él, sin olvidar su capacidad para levantar el estado de ánimo”, agrega el ganador del premio Premio Pritzker en 1999.

Este enfoque holístico se acopla con un fuerte compromiso hacia los clientes y quienes habitan sus proyectos, aunado a un alto grado de servicio personal y respeto por los recursos costo-tiempo. Bajo un espíritu de investigación, las ideas preconcebidas desafiantes y las convenciones de prueba, el proceso de su trabajo -pasado y presente- se apoya en el deber de diseñar bien y responsablemente, ya sea a la escala de un aeropuerto o a la de una manija para puerta.

Visión sostenible

La sustentabilidad ha sido un aspecto fundamental en el trabajo de la firma londinense desde hace más de cuatro décadas, “no podemos ignorar el daño que nuestros edificios infligen en el medio natural; las consecuencias de nuestra falta de acción en el pasado se hacen cada vez más evidentes, por lo que el diseño de un futuro sostenible se ha convertido en una cuestión de supervivencia”, afirma Foster.

De tal forma, Foster + Partners concibe el rendimiento medioambiental desde un planteamiento integral, desde la energía encarnada por los materiales hasta el rendimiento energético durante el ciclo de vida, aportando en muchos de sus proyectos soluciones pioneras en materia de energía renovables.

“El diseño sostenible no se trata simplemente de los edificios individuales, debe de aplicarse a todas las escalas, desde el diseño de productos hasta el de ciudades. En el análisis final, la sostenibilidad se trata de un buen diseño, cuanto mayor sea su calidad y eficiencia, más extenso será el papel que desempeñe el proyecto”, finaliza Lord Norman Foster.