4 destinos cerca de CDMX para escapar del frío

En esta temporada de invierno, las aguas termales son una excelente opción para aquellos que desean escaparse un rato del frío. Es por eso que Despegar.com elaboró un listado de 4 principales destinos en México donde se pueden encontrar estos lugares, que además de ser terapéuticos, se han posicionado como una alternativa para descansar y relajarse un fin de semana:

1. Hidalgo

Hidalgo es un estado que contiene una gran cantidad de opciones para las aguas termales. A tan solo 2 horas de la ciudad de México, en el municipio de Chilcuahutla, se ubica el Parque Acuático Ecológico Tlacotlapilco, un balneario donde la temperatura del agua oscila entre los 35 y 40 grados centígrados; también cuenta con jacuzzis naturales ubicados en las faldas de la montaña en forma de pequeñas cuevitas. La entrada tiene un costo de 90 pesos por persona.

Otra opción en esta zona, en el municipio de El Cardonal, a 202 kilómetros de la ciudad de México se ubica el Balneario de las Grutas de Tolantongo, ofrece un hermoso río color azul turquesa que se forma y más de 30 pozos de agua termal que van desde los 34 a los 37 grados de temperatura, en ellos se puede apreciar una hermosa vista del paisaje. Asímismo, en el lugar se puede practicar tirolesa y senderismo; la entrada a este lugar tiene un costo de 140 pesos por adulto.

Itinerario: Te recomendamos llegar el viernes a Pachuca para que puedas descansar. El sábado puedes salir muy temprano rumbo a cualquiera de las dos opciones de aguas termales y regresar el domingo a Pachuca, donde no te puedes perder unos ricos pastes y conocer el Museo de Minería.

2. Morelos

A 132 kilómetros de la Ciudad de México en el estado de Morelos, en el municipio de Tepalcingo, se ubica el balneario Las Termas de Atotonilco, cuenta con toboganes, juegos infantiles, restaurantes y albercas donde se puede disfrutar del agua proveniente de sus seis manantiales, la cual tiene una temperatura de 30 grados centígrados. La entrada general tiene un costo de 90 pesos por persona.

Itinerario: Desde el viernes en la tarde puedes hacer una parada en Cuernavaca para descansar. El sábado lo ideal es que pases todo el día en el Balneario y el domingo antes de tu regreso a la ciudad de México, puedes volver a Cuernavaca para visitar el Palacio de Cortés y la catedral en el centro histórico.

3. Estado de México

En el municipio de Ixtapan de la Sal, a 173 kilómetros de la Ciudad de México, se encuentra el Parque Acuático Ixtapan que por sus dimensiones y excelentes instalaciones, es considerado como uno de los más grandes de América Latina.

Dentro de éste se encuentra una zona de aguas termales, las cuales llegan alcanzar una temperatura de 40 grados; además de ofrecer sus servicios de masajes y fisioterapia, se pueden disfrutar de las atracciones del parque acuático como toboganes, albercas, paseo en lanchas, paseo en tren pequeño, entre otros. La entrada al parque tiene un costo de 220 pesos por adulto y para el acceso al Balneario de Aguas Termales se debe pagar 25 pesos adicionales por persona.

Itinerario Puedes llegar desde el viernes en la tarde a Ixtapan de la Sal. El domingo puedes visitar las Grutas de la Estrella que se ubican a 10 minutos aproximadamente.

4. Puebla

Entre las opciones que podemos encontrar en este estado se encuentra el Balneario de Agua Azul, ubicado a 2 horas de la ciudad de México, aquí el agua proviene del río Atoyac y se renueva cada 8 horas, además pueden alcanzar una temperatura entre 29 grados; el acceso tiene un costo de 80 pesos por persona.

Otra opción también puede ser el Parque Acuático de San Carlos ubicado en Izúcar de Matamoros, a 174 kilómetros de la ciudad de México, donde sus aguas alcanzan hasta una temperatura de 36 grados; en este lugar también se puede disfrutar de algunos toboganes y juegos acuáticos para niños; la entrada tiene un costo de 90 pesos por adulto.

Itinerario: Lo recomendable es llegar desde el viernes a Puebla, para que descanses y así puedas viajar el sábado desde muy temprano hacia los balnearios para pasar todo el día ahí.

El domingo antes de tu regreso a la ciudad de México, haz una escala nuevamente en la ciudad de Puebla para que tengas una tradicional comida poblana del mole negro y los chiles en nogada.