4 tipos de jefe con los que algún día deberás lidiar

Las versiones reales de los jefes que vemos en las películas están corregidas y aumentadas. Si te gusta la compañía donde laboras, tu trabajo y el equipo, ten en cuenta que debes lidiar con varios tipos de mandos superiores.

El portal Fortune enlista a los 4 más sobresalientes.

1. Narcisistas: Estos jefes se preocupan más por la autopromoción que por el desenvolvimiento de su personal. Ellos sólo quieren saber lo grandes que son y rara vez piden opiniones sobre su rendimiento. Son capaces de tomar todo el crédito por un logro y señalar a la gente cuando las cosas van mal.

Si deseas permanecer bajo su cobijo, lo mejor es seguir las reglas y darle un cumplido. Informa sobre todo lo que sucede, pues les gusta sentir el control de las situaciones.

2. Fantasmas: Esos jefes dicen que se preocupan por el desarrollo de los empleados, pero nunca están ahí para apoyarlos y orientarlos. No están abiertos a la retroalimentación y rara vez responden preguntas.

Si rara vez a la persona, respeta su posición y sigue trabajando duro para compensar su falta, sobre todo con el equipo de trabajo. Trata de ser ingenioso y encuentra maneras de conseguir la información requerida.

3. El mejor amigo: Ellos son los que buscan la aceptación de sus empleados. Siempre quieren estar en las charlas del pasillo o convivir después de la jornada.

No se trata de un atributo malo, pero esa relación no debe impedir los comentarios directos o críticas constructivas. Además puedes ayudarlos a establecer límites.

4. El columpio: Siempre andan a la carrera y sólo tienen un minuto para escuchar proyectos, los cuales seguro olvidará.

Lo mejor que debes hacer es ayudarlo a recapitular los trabajos que se están realizando. De esa manera, el equipo utiliza ese mínimo tiempo disponible en preguntas y respuestas.