Consejos para cuidar a tus seguidores en redes sociales

En el mundo actual, uno de los elementos más importantes para las empresas es la promoción en redes sociales de impacto, como Facebook, Twitter y Linkedin. En muchas ocasiones, las compañías demeritan lo anterior y piensan que no es valioso, sin embargo, vivimos en una época donde la comunicación se da principalmente por estas plataformas para conectarse con amigos y familia.

Resulta trascendente identificar los posibles errores a cometerse al momento de promocionarse en redes. Un ejemplo es publicar una gran cantidad de mensajes promocionales, pues los seguidores deciden dar unfollow a quienes sólo comparten anuncios con la finalidad de generar compras. La empatía es algo importante en este rubro, porque los clientes pueden sentirse utilizados al ser bombardeados con publicidad de productos.

Otro error común es anunciar mensajes irrelevantes, es decir, mensajes sin sentido. Ahí radica la importancia de cuidar qué se comparte y analizar su repercusión dentro del contexto donde se trabaja y, si a nuestra audiencia le pueden interesar esos datos.

Muchos de los perfiles en redes sociales comparten contenidos genéricos para ahorrar trabajo o por no saber cómo es la dinámica; sin embargo, la forma correcta de hacer esto es definir cuáles son los objetivos de la compañía antes de crear publicaciones y sobre todo, organizar una agenda.

►TE PUEDE INTERESAR► ASÍ ES EL AMOR EN TIEMPOS DE REDES SOCIALES

Mientras menos publicaciones tengas es mejor; los encuestados de un estudio realizado por sproutsocial afirmaron dejar de seguir a ciertas marcas quienes postean más de seis veces al día. Si bien las empresas buscan llamar la atención de clientes y potenciales, se debe cuidar no excederse.

En la búsqueda de agradar a las generaciones jóvenes, muchas compañías utilizan un lenguaje juvenil, el cual en muchas ocasiones, no se identifica con sus productos, por ello esto debe evitarse. Para librarse de este error, se deben crear contenidos concretos y vigentes para no pasar de moda después de los años.

Por otro lado, existen cuentas oficiales no actualizadas y en muchas ocasiones cuentas de este tipo pasan hasta una semana sin publicar contenido nuevo. Si bien es cierto no es conveniente sobrepasar el número de publicaciones al día, tampoco debe descuidarse una cuenta en redes sociales porque muchos usuarios se olvidan de ellos y los dejan de seguir.

Por último pero no menos importante, una de las frustraciones más grandes de los seguidores es cuando las páginas de las empresas no contestan los mensajes sobre dudas, sugerencias o reclamaciones.

Las redes sociales son una vía para acercarse a los clientes por lo cual es primordial contestarles, no atosigarlos con muchos contenidos, utilizar lenguaje claro y llamativo pero sobre todo, definir cuál es el objetivo interno de la empresa y qué se busca de sus seguidores.