El vocalista de Iron Maiden tiene una lección para ti

Un auditorio lleno de jóvenes fanáticos y futuros empresarios fue el escenario perfecto para que Bruce Dickinson, vocalista de Iron Maiden y emprendedor, abriera su mente para iluminar al público con detalles sobre sus proyectos.

Un rockero excepcional, que resultó ser un empresario igualmente extraordinario, compartió una visión de negocios singular donde la integridad y la bondad son pilares importantes.

Llenar un estadio con más de 100 mil fanáticos, vender 18 millones de pintas de cerveza, volar un 727, desarrollar un videojuego y diseñar una pieza de alta relojería son sólo algunas de las ocupaciones diarias que el rockero compartió. Pero, quizá lo más impresionante de su intervención en la Semana del Emprendedor no sean estos proyectos, Bruce Dickinson se ganó al público con sencillas pero importantes reglas que todo empresario puede llevar a cabo.

Si bien las portadas de los discos de Iron Maiden describen demonios y cadáveres, este hombre cree en la bondad de la gente y de los empresarios. "Los negocios no son malos en sí, pero la gente puede abusar de ellos. Un avión no es malo; lo puedes usar para llevar gente de vacaciones o para tirar bombas. Es lo mismo con los negocios. Cuando creamos negocios debemos buscar hacer este mundo un mundo mejor. Aunque sea por cinco minutos. Si todos hacemos eso, el mundo en verdad será un lugar mejor", comentó.

►TE PUEDE INTERESAR► ¿POR QUÉ ASEGURAR A LAS MIPYMES?

Esta bondad en los negocios es también un motor para el éxito y, según Bruce, viene cuando un negocio se interesa por los fanáticos y no por los clientes. "Amo a los fans, odio a los clientes. ¿Por qué? Un cliente entra a la tienda, compra y sale. No pasa nada. Con un fanático el negocio tiene una relación y ambos están felices de que el otro esté presente en su vida".

Con el público entregado como si se tratara de un concierto de su más reciente gira, Dickinson compartió un último valor que sus marcas han llevado como estandarte. "Somos Iron Maiden y seguimos aquí porque hacemos buena música y tenemos integridad".

Según Bruce, una empresa debe cuidar su imagen de esta forma y así cuidará a sus fanáticos. "Para hacer nuestra cerveza encontramos una cervecera con integridad. Tuve que audicionar y así mostrar que tanto Iron Maiden como ellos iban en serio en el negocio".

Así, con una última ráfaga de noticias donde anunció una nueva gira, una nueva cerveza estilo belga, un nuevo videojuego y muchas sorpresas más con la imagen de Eddie, la mascota oficial de Iron Maiden, Bruce finalizó su conferencia con tanta pasión donde sólo faltó cerrar con el clásico Always look on the bright side of life de Monty Python.