Conoce el rasgo que amenaza tu liderazgo

El ego es el principal enemigo de los líderes, pues mientras más rangos alcancen en sus empresas, mayor es el riesgo de que se tornen egocéntricos, de acuerdo con la revista Harvard Business Review.

Aislarse en una burbuja y la pérdida de contacto con sus colegas puede ser indicio de un “ego inflado”. De acuerdo con David Owen, neurólogo y político y Jonathan Davidson, profesor de psiquiatría y ciencias de la conducta, a lo anterior se le conoce como “Síndrome Hubris”, definido como un desorden en la posesión del poder, particularmente el asociado con el éxito.

La investigación señala que este síndrome puede manifestarse a cualquier edad. Algunos síntomas relacionados son: una propensión narcisista a ver el mundo principalmente como una arena para conseguir poder, una preocupación desproporcionada por la imagen y la presentación, una tendencia a usar la tercera persona al comunicarse, entre otros síntomas.

La revista señala que el ego puede nublar nuestra perspectiva o torcer nuestros valores y hacernos susceptibles a la manipulación. Además, el comportamiento puede verse afectado, pues quienes son ególatras tienden a ser más rudos, egoístas e interrumpen frecuentemente a otros.

Habitualmente, las personas egocéntricas emplean esta característica como una barrera psicológica que les impide actuar teniendo en cuenta las consecuencias de sus acciones en los demás. Frecuentemente, el origen de este rasgo puede encontrarse en su experiencia familiar. Pero, ¿cómo es exactamente la personalidad egocéntrica? De acuerdo con el sitio Psicología y Mente, los siguientes rasgos son característicos de las personas con un “ego inflado”:

1. Falsa autoconfianza.
2. Exceso de autoestima.
3. Sentimientos de grandeza.
4. Distorsión de la realidad.
5. No es capaz de reconocer los sentimientos de los demás.
6. Dificultad para valorar las características de las personas de su entorno.
7. Reacciona de forma excesiva ante las críticas que recibe.
8. Se compara con los demás y siente envidia.
9. Sentimiento de tener derecho sobre otras personas.
10. Solitario y pesimista.