¿En que orden deberías ver Star Wars?

Por Emiliano Aguirre

Sin tomar en cuenta la literatura y otros medios de ficción como los comics, pocos textos han aportado tanto a la cultura pop como Star Wars. Desde cosplayers, pasando por gente que utiliza los diálogos en su vida diaria, hasta fans que celebran su devoción por esta saga el 4 de mayo de cada año en lo que se denomina May The 4th Be With You (Juego de palabras con una de las frases más repetidas de la franquicia).

Uno de los temas más controversiales alrededor de Star Wars es el orden en el que deben verse todas las películas, esto debido a que George Lucas, el autor de las primeras 6 películas, decidió no lanzarlas en orden, principalmente porque la trilogía de precuelas no eran historias que había desarrollado por completo cuando lanzó la primera película en 1977.

Hasta 2006, era mucho más fácil contestar esta pregunta porque tenías seis textos que eran estrictamente canon, es decir, la trilogía original: Star Wars (1977), The Empire Strikes Back (1980) y The Return of The Jedi (1983) y la trilogía de precuelas: The Phantom Menace (1999), The Attack of the Clones (2002) y The Revenge of the Sith (2005).

¿Qué es el canon?

El concepto de canon en los diferentes fandoms responde a aquello que es parte de la historia oficial, por llamarlo de alguna forma. Los libros, comics y series de Star Wars no son nada nuevo en el fandom, desde el lanzamiento de la primera película ha habido este tipos de textos que hacen más amplio el universo, pueden ser novelas que continúan la historia original de George Lucas, o comics que exploran lo que pasa con personajes antes o después de los episodios.

La mayoría de estos libros y comics no suelen entrar en el canon, lo mismo que pasa con trabajos televisivos como las películas: Holiday Special, Caravan of Courage y The Battle of Endor. Sin embargo, hay quienes han considerado en tal canon series como The Clone Wars (2006-2014) y Rebels (2014-2018).

Para responder a la pregunta de cuál es el orden correcto para ver la saga de forma que se entienda, hasta 2006, no se tomaba en cuenta ningún comic, libro o serie y por lo tanto sólo había dos opciones: I-VI o IV, V, VI, I, II, III; ahora, diversos fans y sitios se han dedicado a hacer guías cronológicas para poder seguir la historia de Star Wars a través de las películas, libros, comics, series y videojuegos.

Hoy ya existen 8 episodios, 2 películas individuales (una por estrenarse) y una película animada (Clone Wars de 2008), y aunque tomar la decisión de verlas por orden cronológico u orden de lanzamiento es una tarea mucho más fácil de completar que leer todos los libros y comics además de mantenerse al día con las series. Ya no es tan fácil como hace 10 años.

Orden cronológico

Supongamos que decides ver Star Wars por primera vez en tu vida, consultas una guía que dice: “este es el orden cronológico: I, II, Clone Wars, III, Solo, Rogue One, IV, V, VI, VII, VIII”. Este orden servirá para adentrarte en la historia y en el fandom, por lo que probablemente haya cosas que no te tomen tan de sorpresa, como la gran revelación del episodio V.

Entenderás cuál es la esencia de toda la historia, pero no se te hará diferente a The Lord of The Rings, Game of Thrones o incluso Harry Potter, esto tendría que ver con el hecho de que este orden atiende solo al tiempo en el que todo lo que pasa en Star Wars ocurre y no al tiempo en el que cada película fue estrenada, convirtiéndola en una ópera espacial más.

Orden de lanzamiento

Decides ver Star Wars, pero sabes que Internet puede ser un lugar desorientador y te acercas a tu amigo jedi de confianza que te dice: “el orden es IV, V, VI, I, II, III, Clone Wars, VII, Rogue One, VIII, Solo”, y además agrega que puedes no ver las precuelas porque no son necesarias y que Rogue One es una maravilla y que el episodio VIII acabó con el legado de la trilogía original.

Con esta sugerencia, que de hecho es la más utilizada entre los fans más recalcitrantes, entenderás la emoción de quienes vieron Star Wars por primera vez entre 1977 y 1983, y por lo tanto el lugar que ocupa históricamente en relación a las películas e historias de su tiempo. Y sí, también te darás cuenta de que se parece a historias de J.R.R. Tolkien y de George R.R. Martin, con la diferencia de que, al término de las primeras tres películas tienes la elección de saber qué pasó antes y qué pasará después, dependiendo de qué tanto te hayas interesado en los personajes y su contexto.

Star Wars es uno de los trabajos de ficción más importantes del siglo pasado, y por lo tanto, es para algunos casi una obligación ver sus películas. El orden en el que las películas de esta saga deben ser vistas puede responder, más bien, al grado de compromiso que quiere tener el espectador con la misma, dejando el orden cronológico en calidad de experimento para espectadores veteranos. Para estar enterados de lo más básico, es recomendable ver la trilogía original; si hay interés en por qué hay fans que odian las precuelas, ver después los episodios I-III; si queremos explicar agujeros argumentales, ver las películas individuales; y si quieren seguir dentro del fandom, ver los episodios VII y VIII, además de todo lo que esté por lanzarse, dejando todo comic, libro o serie para fans acérrimos.