“Los adioses” contra el machismo de nuestro tiempo

Maricela de la Cruz

Una perspectiva diferente de la vida de Rosario Castellanos es lo que se muestra en "Los adioses”, cinta dirigida por Natalia Beristáin, quien después de varios meses de investigación logró realizar un filme en el que deja al descubierto la historia de romance entre la escritora mexicana y su gran amor: Ricardo Guerra.

En la trama, Tessa y Pedro de Tavira dan vida a la pareja joven de la trama, mientras que Karina Gidi y Daniel Giménez Cacho son los encargados de retratar las vivencias en una etapa adulta donde la poesía siempre está presente.

Respecto a la producción cinematográfica, que llegará a la pantalla grande el próximo 24 de septiembre Natalia Beristáin y Tessa comparten su experiencia sobre los retos y aprendizajes que les dejó hacer este filme sobre una de las máximas escritoras del país.

¿Natalia, cómo surgió la idea de realizar una película sobre Rosario Castellanos?
Rosario se cruzó en mi vida casi por casualidad, ya que me encontré con las cartas que ella le escribió a Ricardo Guerra; al descubrir la pareja, me interesó conocer el trabajo de Rosario, sólo la había mal leído en la preparatoria. Después me fui empapando poco a poco de su obra para encontrar, a través de Rosario y Ricardo, todos los temas que traía en la cabeza desde antes.

¿Cómo fue el proceso para armar la historia que veremos en la pantalla grande?
Fueron varios meses de investigación, de lectura casi exclusiva a Rosario porque es muy basta, aunque muere muy joven, dejó una cantidad de ensayos y poesía. Hacer la película significaba realmente tomárselo en serio y echarse un clavado importante además de entrevistar a gente que los conoció a ambos y, sobre todo, formándonos nuestra propia idea de Rosario. La cinta “Los adioses” no es un documental, no es una biografía oficial sobre la historia de Rosario Castellanos, es mi interpretación y la del elenco; terminamos de construir los personajes antes de llegar al rodaje.

¿Cuáles fueron los retos de esta producción?
Me encontré con una producción en muchos sentidos mucho más grande de lo que había hecho con mi primer proyecto cinematográfico, “No quiero dormir sola”, que fue una cinta muy pequeña, pero fue un filme que me abrió muchas puertas como llegar a concretar una producción como “Los adioses”.

strong>¿Qué es lo que más admiras de Castellanos?
Me sorprenden muchísimo sus ensayos sobre temas de equidad entre hombres y mujeres; siento que se escribieron hace unos días. Su visión absolutamente vanguardista me duele porque no puedo creer que sigamos teniendo la misma conversación actualmente. Por otro lado, su capacidad de exponerse, esa capacidad siendo alguien que es tan autocrítica consigo misma, y que se muestra tan frágil, también me habla de un referente femenino con el que me puedo identificar; su fragilidad me hace conectar con ella.

Tessa, tú interpretas a Rosario en su etapa de juventud. Cuéntame ¿cómo fue la preparación que tuviste?
La preparación del personaje viene de todas las letras de Rosario. A mí me toca interpretarla en su etapa universitaria cuando escribe su tesis sobre cultura femenina, cuando le envía todas sus cartas, que derrochan amor, a Ricardo Guerra. Ella es tan transparente en sus letras que la verdad es muy fácil seguir su hilo de pensamiento una vez que te empapas de sus letras.

¿Cómo fue trabajar con Karina Gidi ya que ambas dan vida a la escritora pero en distintas etapas?
Con Karina la verdad es que no tuve trabajo como tal en conjunto. Hicimos algunas lecturas juntas, pero la verdad es que Natalia Beristáin se encargó de hacer que todas las etapas de vida se complementaran.

¿Qué consideras que fue lo más desgarrador que se expuso a través de la cinta?
Lo más fuerte es que son situaciones tan normalizadas las que vive Rosario en la película que sigue existiendo hasta el día de hoy; yo creo que lo más fuerte es verte reflejado tanto en ella como en Ricardo; se están repitiendo vicios machistas que tenemos arraigados.

¿Qué consideras que le falta a la sociedad para lograr una equidad de género?
Creo que es importante que los hombres no se sientan excluidos del feminismo, que les interese también formar parte de la conversación. Considero que es una situación de educación donde se debe ir enseñando a las nuevas generaciones que somos iguales y merecemos los mismos derechos en todos los ámbitos.