El Fondo Monetario Internacional estima que la economía global cerrará el año con un crecimiento de 3.3%, ya que en la zona euro, Asia y los países emergentes el ritmo económico ha desacelerado; solo Estados Unidos se mantiene estable

Páginas