10 tips para poner en marcha tu tienda online

Actualmente, la presencia en línea de un negocio es indispensable, ya que a través de un portal web es posible comprar o checar algún producto sin la necesidad de ir a una tienda física.

Crear un sitio web ya no es tan difícil, incluso existen servidores que tienen herramientas para que tú mismo lo hagas. Estos son algunos principios que debes seguir en cuanto a su diseño.

1. Un sitio móvil: Si quieres dirigir una tienda en línea o un comercio electrónico exitoso o cualquier sirio web, debes adaptarlo para visualizarse en computadora y a través de teléfonos móviles o tabletas.

2. Sencillo de encontrar: Tu empresa debe tener un nombre de dominio que describa negocio o su nombre. Incluso puedes tener varios que apunten al sitio web.

3. Información de contacto: Debe ser visible y estar en la parte superior de la página de inicio, con el fin de que los visitantes no tengan que buscar inútilmente por todo el sitio. Si utilizas redes sociales, no olvides poner hipervínculos.

4. Facilita la navegación: Aunado al primer punto, limita el menú de navegación a sólo 5 pestañas, además de un botón especial para regresar al menú.

5. Balance: Evita que haya demasiada información, ya que los clientes se pueden saturar y no memorizarán los textos. Además debe existir un balance entre los textos e imágenes o videos.

Una manera sencilla de tener la página limpia es mediante los widgets. Los más utilizados son los de redes sociales.

6. Precisión: Es necesario corregir la información de cada sección antes de liberarla. También se debe revisar periódicamente, a fin de quitar información anticuada o errores gramaticales.

7. Necesidad de velocidad: Asegúrate de que tu sitio web se ejecute sin problemas con actualizaciones de software. Es importante optimizar videos o imágenes para no saturar el ancho de banda.

8. Llamado a la acción: La página debe motivar al lector a hacer algo, por ejemplo, registrarse a un servicio, comprar un producto, etc. La invitación debe ser clara, mediante un botón o enlace.

9. Diseño simple: Limita el uso de fuentes, colores y gifs, pues los clientes se distraen y pierden el foco de lo importante. Párrafos cortos y viñetas hacen la información más escaneable.

10. Obtén personal: Aunque tu negocio sea en línea, a los clientes les gusta saber que detrás de la marca hay una persona real que está dispuesta a trabajar con ellos.