Estrategia de RSE puede ser reconocida por la BMV

Martha Elizalde Durán
Coordinación de Consultoría y Comunicación
Facultad de Responsabilidad Social de la Universidad Anáhuac México

La Responsabilidad Social Empresarial (RSE) se ha convertido en una forma de hacer negocios en la cual la empresa se ocupa de que sus operaciones sean sustentables en lo económico, social y ambiental. Reconoce los intereses de los distintos grupos con los que se relaciona y busca la preservación del medio ambiente y la sustentabilidad de las generaciones futuras.

Es una visión que integra la gestión de la empresa con el respeto por las personas, valores éticos, la comunidad y el medioambiente, independientemente de los productos o servicios que ésta ofrece, del sector, tamaño o nacionalidad.

La estrategia de RSE y sustentabilidad de las empresas es cada vez más auditada, medida y rentable y hoy me permito tomar como ejemplo el caso de Banco Santander México.

La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) recientemente publicó los resultados del IPC (Índice de Precios y Cotizaciones) Sustentable, en el Banco Santander México fue reconocida como la empresa líder en Responsabilidad Social del IPC Sustentable de la BMV, por su trabajo continuo a favor de la comunidad, educación y sustentabilidad.

Según explicó la filial que preside Ana Botín, el reconocimiento fue entregado en el marco del IX Foro de Emisoras de la BMV y se otorgó por la evaluación hecha por los organismos calificadores con base en acciones adoptadas por las emisoras del IPC sustentable en materia de sustentabilidad, políticas ambientales, sociales y de gobierno corporativo.

En concreto, Banco Santander ha contribuido al progreso de las comunidades en donde está presente, a través de sus programas de Responsabilidad Social. En 2017, invirtió 107.4 millones de pesos en apoyo a la educación superior a través de Santander Universidades y Universia; entregó más de 57,000 becas y ayudó a la colocación de más de 39,000 jóvenes en empleos.

El Fideicomiso por los Niños de México, su programa corporativo financiado conjuntamente entre los colaboradores de la empresa y un fondo asignado otorgó $8 millones de pesos en apoyo a más de 27 mil niños en condición de pobreza.

Recientemente, Santander se ha sumado a la iniciativa de banca responsable de la ONU en pro de un futuro sostenible. En concreto, la entidad hace parte del grupo de 26 bancos que está redefiniendo el propósito y modelo comercial para alinear el sector con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas y el Acuerdo de París sobre Cambio Climático.

Este reconocimiento demuestra que es posible capitalizar las acciones de RSE a través de una estrategia sólida y compromiso a largo plazo.

En Twitter
@FRS_Anahuac
@martiselizalde