Crédito de banca a IP creció 7.1% en junio

El saldo de la cartera de crédito vigente de la banca comercial al sector privado en junio de 2017 fue de 3.7 billones de pesos, lo que correspondió a una expansión de 7.1 por ciento, informó el Banco de México (Banxico).

En sus Agregados Monetarios y Actividad Financiera para junio, el banco central detalló que dentro de la cartera de crédito vigente al sector privado, el destinado al consumo fue de 910.9 mil millones de pesos, lo que representó un crecimiento de 3.7 por ciento.

Al interior del crédito al consumo, tarjeta de crédito creció 3.3 por ciento, el de nómina cayó 0.1 por ciento, los préstamos personales avanzaron 5.0 por ciento y el financiamiento destinado a Adquisición de Bienes de Consumo Duradero tuvo un alza de 14.8 por ciento.

En tanto que el saldo del crédito a la vivienda fue de 714.8 miles de millones de pesos y creció 3.3 por ciento, y el crédito a empresas no financieras y personas físicas con actividad empresarial tuvo un saldo de 2.075 billones de pesos, que representó un incremento de 9.2 por ciento.

El Banco de México refirió que el financiamiento otorgado por la banca comercial, que incluye la cartera de crédito vigente y vencida, así como la cartera de valores, aumentó en 3.6 por ciento en términos reales anuales durante junio de 2017.

En donde destaca el financiamiento al sector privado, el cual presentó un incremento de 6.1 por ciento; mientras que el destinado al sector público federal bajó 8.1 por ciento y el otorgado a estados y municipios retrocedió 3. 8 por ciento.

En junio de 2017, el financiamiento otorgado por la banca de desarrollo registró una disminución real anual de 3.3 por ciento, donde el financiamiento al sector privado aumentó 2.5 por ciento.

Mientras que los préstamos otorgados al sector público federal observaron un decremento de 14.8 por ciento; y el destinado a financiar a los estados y municipios presentó una reducción de 1.9 por ciento.

En el periodo de referencia, la base monetaria creció 4.2 por ciento en términos reales anuales, mientras que los agregados monetarios M1 y M4 registraron tasas de crecimiento real anual de 4.0 por ciento y 1.2 por ciento, respectivamente.