Optimismo para el sector manufacturero mexicano

Por: Anna Czarnocka – Hays Mèxico Team Leader – Engineering

Buenas noticias para el sector manufacturero mexicano. El Indicador de Confianza Empresarial (ICE) del sector manufacturero se ubicó en 50,5 puntos en febrero de 2018, cifra que significó un aumento de 0,3 puntos en relación con el pasado mes de enero y un crecimiento de 7 puntos, en comparación con mismo mes del año pasado. Además, los resultados indican que las Expectativas Empresariales (EE) del sector Manufacturero respecto a la Inversión en planta y equipo crecieron 2.2 puntos, las de la Demanda nacional de sus productos 0.8 puntos y las de la Producción 0.4 puntos, durante febrero de este año con relación al mes previo.

Estos datos confirman que a pesar de los cambios en los precios del petróleo que aumentan los costos de producción o la incertidumbre provocada por el futuro del Tratado de Libre Comercio para América del Norte (TLCAN), este año se prevé un crecimiento optimista en el sector manufacturero y existen óptimas proyecciones en la demanda de talento especializado para los sectores de consumo, empaque, farmacéutico y dispositivos médicos; al igual que en las industrias tradicionales de manufactura (automotriz y aeroespacial).

Además, seguirán las redefiniciones de los puestos existentes en el sector manufacturero gracias a las tendencias como el consumo ecológico, los coches híbridos, los alimentos orgánicos, el impulso de la tecnología y en general, el cambio de estilo de vida de los ciudadanos.

En específico, se solicitan posiciones para las áreas de calidad como Gerencias de Aseguramiento, Control y Sistemas; así como para Mejora Continua o “Operational Excellence”, donde existe una alta escasez de talento con certificaciones requeridas ya que el disponible no satisface la alta demanda actual de las empresas.

Siguiendo esta previsión de crecimiento en el sector y la apertura de nuevas operaciones o expansión de las ya existentes en varias regiones del país, las Gerencias de Operaciones y Planta (Plant Managers & Directors) también serán altamente solicitadas.

¿Qué retos de talento enfrentan las compañías de la industria?

Debido a la alta movilidad de talento, también conocido como “robo de talento”, entre las empresas de competencia directa, el mercado valora cada vez más la permanencia de los candidatos en las empresas. En 2017, las compañías se focalizaron más en el desarrollo de planes de retención y paquetes de prestaciones más extensos, enfocados en el bienestar de los empleados.

Se prevé que, durante este año, se siga incluyendo mayores beneficios en la parte de “salarios emocionales”. Prácticamente en todas las posiciones gerenciales ya se incluyen prestaciones como el automóvil y vales de gasolina, fondo de ahorro, seguro de vida, vales de despensa y bonos de desempeño y puntualidad. Otra de las prestaciones importantes son las capacitaciones o cursos de certificaciones especializados según el ramo, ya que varias empresas del sector cuentan con sus propias escuelas, así como programas de liderazgo para talento de alto potencial.

Esta práctica trae beneficios mutuos ya que las empresas se aseguran de tener a la gente preparada y a la vanguardia del mercado; por otro lado, los empleados se sienten valorados y más comprometidos con la marca y su posición.