Facilitan vivienda a trabajadores de menores ingresos

La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), incrementará el subsidio del Programa de Acceso al Financiamiento para Soluciones Habitacionales a 100,000 pesos, para facilitarle la obtención de vivienda a trabajadores con ingresos iguales o menores a 5,390 pesos.

En conferencia de prensa, la titular de Sedatu, Rosario Robles Berlanga, informó que la nueva iniciativa implicará la redirección de alrededor de 300 millones de pesos por parte de la dependencia al Programa de Acceso al Financiamiento para Soluciones Habitacionales.

Indicó que se trata de una medida de la Junta de Gobierno de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi) para derechohabientes del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) que ganen hasta 2.2 Unidades de Medida de Actualización (UMAS) o menos, y que cumplan con los requisitos del organismo para ejercer su crédito.

Con la iniciativa se prevé beneficiar a 3,500 familias que tendrían la posibilidad de comprar una vivienda con un costo promedio de 387,000 pesos. Robles recordó que a la fecha, el subsidio de este programa es de 60 a 80,000 pesos, por lo que el aumento anunciado va de los 20 a los 40,000 pesos.

Por su parte, el director general de la Conavi, Jorge Wolper Kuri, expuso que la decisión de aumentar el subsidio no sólo responde a la menor oferta de vivienda, sino también a una gran base de trabajadores afiliados al Infonavit con un ingreso menor o igual a 5,390 pesos al mes.

“Si nosotros logramos apoyar a esta población con cinco UMAS adicionales, este rango de población estaría en condición de alcanzar un crédito siempre y cuando la vivienda tenga características de sustentabilidad y de calidad”, refirió.

En su oportunidad, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de la Vivienda (Canadevi), Carlos Medina, señaló que con el nuevo incremento del subsidio, muchas familias con ingreso de 5,390 pesos o menos podrán tener acceso a una vivienda.

Admitió que la medida influye para que los desarrolladores de vivienda puedan cumplir con las metas de construcción de inmuebles de interés social y su precio final, que estaban un poco comprometidas ante los mayor costos de producción o insumos desde el año pasado.