Ya es posible componer música con sólo pensarla

Un grupo de científicos de la Universidad Técnica de Graz, Austria, presentaron una aplicación basada en una interfaz cerebro-ordenador, que puede transmitir música desde la parte central del sistema nervioso a una partitura mediante el pensamiento.

Brain Composer es el nombre del proyecto, el cual tomó como punto de partida un método existente en el sistema interfaz que es empleado para trasladar el pensamiento a un papel. Este método se denomina potencial relacionado con eventos P300 , que es un patrón conocido en las electroencefalografías que se usa en una aplicación de controladores medioambientales, pintura o navegadores web.

Para el desarrollo de la investigación el equipo adaptó el patrón P300 con el fin de componer música, de tal manera que crearon un sistema de composición encefálica a partir de tres elementos: sistema de adquisición EEG, software de control de P300 y de composición musical.

Los científicos a cargo de este proyecto enseñaron a usar la aplicación a 17 participantes incluyendo a un compositor profesional, todos con la capacidad de tocar algún instrumento. Después de la primera etapa, los investigadores llevaron a cabo pruebas de deletreo, composición por copia y otra de composición libre.

Analizada la eficacia, efectividad y criterios subjetivos, los resultados arrojaron que los músicos obtuvieron un grado de exactitud de 88.24% en deletreo, 88.58% en composición copia y 76.51% de composición libre.

El compositor profesional mostró mejor efectividad, pues rindió 100% en deletreo, 93.6% en composición según copia y 98.2% en composición libre.

De acuerdo con los investigadores, aunque hace 20 años la posibilidad de componer una pieza musical a partir del pensamiento era inimaginable, trabajan en el desarrollo de proyectos visionarios de este tipo.

Aplicaciones nuevas para crear música, Avances en tecnología, Desarrollo de proyectos visionarios