El iPhone X resulta ser el más frágil de Apple

SquareTrade, la compañía especializada en protección de equipos móviles, en conjunto con algunos usuarios que, desde el día de lanzamiento del iPhone X a la fecha, han tenido accidentes con su celular, han determinado que este es el iPhone más frágil de la historia de Apple.

La firma que se dedica a hacer diferentes pruebas con robots para comprobar cómo aguantan las acciones más comunes del día a día aclaró que la pantalla hecha completamente de vidrio y la falta de botón de inicio convierten al iPhone X en el menos resistente del catálogo, sin mencionar los importantes gastos de reparación que podrían no hacer del iPhone una valiosa inversión.

Los resultados de las pruebas de SquareTrade muestran que el iPhone X "se hizo pedazos" en la primera caída frontal; la pantalla dejó de responder y el sistema de reconocimiento facial "falló completamente". Las caídas también provocaron un daño interno al teléfono, la pantalla "se volvió inoperativa" y el panel trasero "se hizo añicos completamente", dejando una gran cantidad de cristales rotos que hacía "muy difícil" volver a sujetar el smartphone.

El iPhone X resistió 30 minutos sumergido a más de metro y medio de profundidad en el agua, aunque el sonido quedó amortiguado en las reproducciones de audio.

De igual manera fue sometido a una prueba de volteo en el interior de un robot que tuvo una duración de 60 segundos. Aunque la pantalla táctil siguió funcionando a pesar de las grietas sufridas durante el test, la banda de inicio falló, dejando bloqueados a los usuarios en las aplicaciones que estaban abiertas.

Cabe mencionar que, haciendo de lado la fragilidad de cada elemento constitutivo del aparato, dichos elementos están fabricados con la más alta calidad y finura, lo cual hace de las refacciones en inversiones más caras que el mismo precio inicial, cada una en más 10 mil pesos.