La ciberseguridad se redirecciona

Enrique Miranda

La medición de patrones en el comportamiento humano será tu nueva huella digital. Cada vez que la tecnología marca una tendencia de implementación en su aprovechamiento, un nuevo paradigma redirecciona las posibilidades de transformar a las industrias y al uso de los productos que nos rodean y forman parte de nuestra cotidianeidad.

Eder Almeraz, director de soluciones de seguridad y procesamiento para México y Centroamérica en MasterCard, explica cómo la verificación biométrica pasiva reforzará la ciberseguridad a través de "cómo hace lo que hace" cada usuario.

EDER ALMERAZ

Eder Almeraz, director de soluciones de seguridad y procesamiento para México y Centroamérica en MasterCard

“La biometría como hoy la conocemos, reconoce a una persona a través del iris, de la huella digital o de la voz, incluso por las facciones faciales, pero la tecnología conductual que adquirimos hace un año y medio al comprar la empresa NuData, permite aprender el comportamiento de las personas como medio de autentificación”, revela.

De acuerdo con el directivo, la seguridad financiera ahora contará con filtros tecnológicos más avanzados, que analizan si un dispositivo móvil es “usado con la mano izquierda o la derecha, con qué dedo interactúas, a qué velocidad y el lapso que tardas en tus transacciones. Esta forma natural de contacto con los gadgets genera patrones que identifican con alta seguridad al cliente”, asegura.

"Esta tecnología se adapta a variaciones naturales como el cansancio y, que también compara el tipo de compras y establecimientos visitados para detectar anomalías y entonces contactar con el cliente para decirle esta transacción no se parece mucho a lo que tú siempre haces, queremos verificar que este pago realmente sea tuyo”