Todos somos igualmente humanos

0

Nuevas formas de trabajo, imperantes ante generaciones futuras dijo Ricardo Gallardo Villar, director de Recursos Humanos en Vector by Softtek

Aunque no se puede decir que la pandemia ha generado beneficios, sí propició las condiciones necesarias para replantearnos los paradigmas existentes, cuestionarlos y construir nuevos, que nos permitan sentar las bases para un mejor país.

De acuerdo con Ricardo Gallardo Villar, director de Recursos Humanos en Vector by Softtek, la emergencia sanitaria y las medidas de distanciamiento social dictadas por las autoridades de salud para prevenir contagios por Covid-19, han permitido que las empresas abran los ojos a prácticas como el home office, que anteriormente sólo generaban resistencia. “Hoy están un poco más abiertas a entender que los colaboradores pueden brindar resultados y ser más efectivos trabajando desde casa”, dijo.

En ese sentido, las Pequeñas y medianas empresas (Pymes) tienen un doble reto, lograr la profesionalización, a partir de la eficiencia en sus esquemas de gestión. Además de aceptar el compromiso que implica cuidar a sus colaboradores.

De acuerdo con Ricardo Gallardo “la circunstancia ha dado a las organizaciones una oportunidad para dejar de ser excelentes negocios, porque muchos de ellos lo son, y convertirse en empresas; con procesos y estructuras de cuidado, acompañamiento y principalmente de colaboración, que generen sanas cadenas de valor”.

Cuidar a los colaboradores

La pandemia ha demostrado que es posible procurar el bienestar de colaboradores sin sufrir en costos e inversión. A decir de Gallardo Villar “se trata de un tema de compromiso y de generación de cultura empresarial”.

El beneficio del teletrabajo entre las organizaciones que realizan primordialmente una labor intelectual, es generar valor agregado e incluso, una eficiencia en términos de costos. Gestionado de manera inteligente, responsable y estratégica tiene varios beneficios para empleadores y colaboradores.

Nuevas modalidades de trabajo son imperantes, tomando en cuenta que la llegada de las futuras generaciones al campo laboral está a un paso, “se trata de ser creativos y abrirse a otras posibilidades”, comentó Ricardo.

El panorama sobrepasó al cambio. Es un fenómeno que se entiende muy bien entre las nuevas generaciones, llámese millennials, pero sobre todo entre la generación Z, también llamados centennials, siempre en busca del equilibrio entre la vida y el trabajo.

“Nacieron en un momento donde el internet estaba consolidado y están familiarizados con la interconectividad; por lo cual, no les cuesta trabajo entablar relaciones laborales a distancia”, comentó el directivo.

Empresas deben ser creativas

Atender su necesidades abre nuevas posibilidades para las empresas, de renovarse y generar un valor de marca más importante. De acuerdo con Gallardo Villar, se trata de dejar de pensar que somos piezas de una maquinaria, y comenzar a vernos como una red de personas que está tratando de impulsar a la sociedad.

Puedes tener plena libertad si eres totalmente responsable de lo que haces, citó Ricardo al empresario y visionario Moisés Guindi. Es una invitación, dice, a dejar de lado la cultura de ver quién es el más vivo y empezar a aprovechar las ventajas que nos brindan los nuevos recursos tecnológicos.

Finalmente, “la pandemia ha puesto en evidencia que todos somos igualmente humanos, los jefes y los colaboradores. No nos separemos de eso”, concluye el directivo.

“Se trata de dejar de pensar que somos piezas de una maquinaria, y comenzar a vernos como una red de personas tratando de impulsar a la sociedad”.