Crecimiento depende de alianza entre gobierno e IP

0

Los inversionistas extranjeros son optimistas acerca de que la economía mexicana repuntará el próximo año: Harry van Schaick

Rodrigo Cruz Guzmán / Foto Antonio Soto Feria

Harry van Schaick, editor regional para Las Américas de Oxford Business Group, valora que la economía mexicana se comporta de manera resiliente a pesar de los retos externos que ha enfrentado, tales como la elección del presidente Donald Trump o la guerra comercial entre Estados Unidos y China.

“Poco tiempo después del triunfo de Trump, el ánimo en México era negativo, pero tres años después la economía mexicana sigue creciendo”, reflexionó.

El especialista subrayó la importancia de no perder el optimismo en el crecimiento económico y señaló que los inversionistas extranjeros no han perdido la confianza en el mercado mexicano.

“Tenemos que ser optimistas porque fundamentalmente los inversionistas sí lo son por el deseo de expandir sus negocios”, expresó el editor de The Report, informe económico y financiero publicado por Oxford Business Group.

Acerca de los factores de los que depende el crecimiento económico del país para el próximo año, van Schaick dijo que espera exista un liderazgo más importante por parte del sector privado y una relación más estrecha con la administración federal.

“Me gustaría ver más alianzas entre actores públicos y privados, pero de diferentes niveles del gobierno”, consideró.

Otro factor que debe ser decisivo en el desarrollo económico de México, agregó, es el impulso y el apoyo que brinde el gobierno a las Pequeñas y medianas empresas (Pymes), pues ésta clase de empresas representan la base de la economía mexicana y aún así tiene niveles de informalidad elevados.

Inseguridad en México

Harry van Schaick consideró que si bien la inseguridad es un factor que frena el crecimiento en México, no es el más determinante: “a pesar de esto, los empresarios no ven a la inseguridad como su mayor reto, tienen más peso otros temas como transparencia y corrupción”.

Incluso, expuso que si bien existen índices altos de inseguridad en zonas turísticas importantes en el país, como en Cancún, Acapulco o Baja California, México es el séptimo país más visitado del mundo, lo que significa que el turismo continua desarrollándose.