Afganistán, dos décadas de lucha continua

De acuerdo con el Banco Mundial, en el 2020 el PIB de Afganistán sumó 19.8 mdd, en tanto que el flujo de ayuda representó el 42.9 por ciento

Después de dos décadas de permanecer en Afganistán, el pasado mes de julio las fuerzas armadas de Estados Unidos se retiraron por completo, situación que fue aprovechada por los talibanes, un grupo de combatientes que surgió a principios de 1990 tras la guerra con la Unión Soviética, quienes comenzaron a incrementar su presencia por todo el territorio, logrando tomar el control de la ciudad de Kabul, capital del país asiático.

Ante el inminente avance de los talibanes, las fuerzas militares afganas se quedaron prácticamente sin la capacidad para seguir enfrentando a este grupo, que en tan sólo diez días tomó el control total del territorio, logrando así derrocar al gobierno de Ashraf Ghani, quien huyo de ese país para evitar una masacre.

Recientemente, Emiratos Árabes Unidos confirmó que el expresidente afgano Ashraf Ghani se encuentra en su territorio por motivos humanitarios, mientras que millones de personas tratan de huir de Afganistán ante el temor que le tienen a los talibanes. “Por ahora estoy en Emiratos para evitar el baño de sangre y el caos. Estoy en negociaciones para volver a Afganistán”.

¿Y el Acuerdo de Paz?

Cabe recordar que en febrero de 2020, durante la administración del presidente Donald Tump, el gobierno de Estados Unidos firmó un acuerdo de paz con los talibanes afganos, en el cual se estableció la retirada de las tropas estadounidenses; así como la liberación de cinco mil talibanes que se encontraban presos en cárceles de Afganistán acusados por delitos graves, a cambio de la libertad de mil integrantes de las fuerzas de seguridad afganas que habían sido retenidos por los talibanes.

La decisión del expresidente Donald Trump de retirar las tropas militares se basó en que los ciudadanos norteamericanos dejaron de apoyar este conflicto bélico con Afganistán, considerado como la guerra más larga de toda la historia.

Una guerra que ha salido cara

De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de Brown en 2019 sobre los gastos de guerra efectuados por Estados Unidos en Afganistán; el país norteamericano llevaba invertidos alrededor de 978 mil millones de dólares. Según el estudio, durante 20 años destinó 90 mil millones de dólares para las fuerzas de seguridad afganas y más de 120 mil millones para la reconstrucción de Afganistán.

Así, tras el acuerdo con Estados Unidos los talibanes iniciaron la ofensiva que les ha permitido recuperar el control de Afganistán.  Con forme avanzan, los talibanes han liberado a peligrosos prisioneros, lo cual les ha ayudado a extender su dominio militar; incluso han tomado posesión en puntos fronterizos evitando que el gobierno afgano obtenga ingresos por concepto de los aranceles aduaneros.

Además, como es de esperarse, los talibanes están en busca de apoyo económico de manera urgente, sin embargo, las reservas monetarias se encuentran retenidas en el extranjero. Incluso, el Fondo Monetario Internacional (FMI) anunció que suspendería los fondos para Afganistán debido a la incertidumbre que se vive en el país, a raíz de que los talibanes tomaron el control.

Entorno complejo para los negocios

De acuerdo con el Banco Mundial, la economía de Afganistán depende principalmente de la ayuda internacional, dado que la inseguridad, inestabilidad política, la debilidad de las instituciones, inadecuada infraestructura, la corrupción, así como la poca inversión extranjera, hacen que el entorno sea difícil para los negocios.

Además, indicó que en el 2020 el Producto Interno Bruto (PIB) de Afganistán sumó 19.8 millones de dólares, en tanto que el flujo de ayuda representó el 42.9 por ciento.

El Banco Mundial también ha señalado que antes de que los talibanes tomaran el control, Afganistán destinaba el 29% del PIB a gastos en defensa y seguridad, cifra muy superior al 3% en promedio que destinan los países de bajos ingresos.

Sin duda, la salida de las fuerzas armadas estadounidenses de Afganistán, traerán graves repercusiones para su economía.

Visit Us On FacebookVisit Us On TwitterVisit Us On InstagramVisit Us On LinkedinVisit Us On Youtube