Retos del e-commerce en el Buen Fin

0

El Buen Fin se realizará entre el 15 y 18 de noviembre, por lo que, además de buenos precios, las tiendas deberán contar con otras estrategias 

El comercio electrónico es un sector que se encuentra en constante crecimiento, la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO) detalló que mientras en 2017 sólo el 7% delos consumidores recurría al comercio electrónico de forma semanal, en el 2018 la cifra aumentó a 38%.  Es por eso que este Buen Fin es una gran oportunidad para que los negocios tengan un incremento en sus ventas, sin embargo, también es un reto para otorgar una buena atención a los usuarios.

►TE PUEDE INTERESAR► ESTA GUÍA TE AYUDARÁ A QUE TU NEGOCIO TENGA ÉXITO ESTE BUEN FIN

De acuerdo con un estudio realizado por Citrix, los usuarios cuentan con ciertas expectativas al momento de realizar compras online. Entre ellas se encuentra el tiempo de compra, de acuerdo con el informe el 38% de los consumidores mexicanos están dispuestos a esperar de 5 a 10 minutos en un sitio web para realizar el proceso. Mientras el 34% sólo está dispuesto a estar en el sitio de 3 a 5 minutos.

Las tiendas en línea deben enfocarse en proporcionar experiencias de conectividad a los usuarios, por lo que es fundamental hacer uso de tecnología que facilite esto. Un ejemplo claro son los controladores de entrega de aplicaciones o ADC (Application Delivery Controllers), los cuales incluyen inteligencia que permite contar con la visibilidad de las conexiones activas. Además, se encargan de la comprensión en tiempo real del estado del internet, como la latencia, el rendimiento y la disponibilidad, desde la perspectiva de cada usuario.

La protección de datos es sin duda una de los factores más relevantes para que los usuarios realicen compras online. El 48% de los usuarios que participaron en el estudio de Citrix, dijeron sentirse “algo seguros” al momento de comprar en internet.

Por su parte, del 12.62% que dijeron no realizar compras por internet, el 50% no lo hacen por miedo a fraudes o clonación de tarjetas; y el 46% porque tiene desconfianza para compartir sus datos personales.

Por lo que además de otorgar buenos precios, las empresas deben contar con tecnología que permita a los usuarios comprar de manera rápida, fácil y segura, para así incrementar sus ventas.