7 acciones para promover buenos hábitos en los niños

0

El tiempo libre debe ser aprovechado para que padres e hijos realicen actividades que les permitan crear una relación más cercana y crear buenos  hábitos 

De acuerdo con la Dra. Sandra Massry, directora de AcadeMix y creadora del modelo EducaLibre, una metodología de aprendizaje que impulsa la autonomía y el neurodesarrollo infantil, el tiempo libre debe ser aprovechado con distintas actividades que permitan crear una relación más cercana entre padres e hijos, generar su sentido de responsabilidad y buenos hábitos.

Para lograrlo, se recomienda utilizar los periodos de fin de semana o de vacaciones para realizar actividades de calidad.

►TE PUEDE INTERESAR► 7 BUENOS HÁBITOS QUE TE VOLVERÁN MÁS INTELIGENTE

1.- Acercarse al arte/visitar museos

Acercarse al arte ayuda a al desarrollo del pensamiento creativo y el pensamiento alternativo. Aunque en un principio los niños podrían mostrar resistencia, porque piensan que será aburrido, terminarán divirtiéndose al conocer cosas nuevas.

2.- Huerto en casa

La responsabilidad puede desarrollarse a través de la construcción y el cuidado de un huerto en casa. Además, poder preparar platillos con alimentos que ustedes mismos sembraron dará gran satisfacción.

3.- Cocinar juntos

Los pequeños aprenden a seguir una secuencia de pasos; tener precaución al manejar utensilios filosos o al acercarse al fuego, refinan sus movimientos y otorga responsabilidad.

4.- Todos ayudan en casa

Que todos colaboren en las tareas del hogar, permite que sean conscientes de que el trabajo en equipo es importante.

5.- Contacto con la naturaleza

Permite inculcar valores relacionados con el cuidado del medio ambiente y también potenciar su capacidad de asombro.

 6.- Recorrer espacios públicos

Para promover la convivencia familiar, el diálogo e impulsar el asombro al conocer lugares diferentes, se recomienda visitar plazas públicas, monumentos, parques o hacer un picnic al aire libre.

7.- Trabajo de fin de semana para adolescentes

Al tener un trabajo, los jóvenes aprenden el valor de las cosas. Además, a mantenerse ocupados, se alejan de los malos hábitos y vicios.