19 de octubre no debe olvidarse

0

El Día Mundial Contra el Cáncer de Mama significa que por el simple hecho de ser mujer, puedes padecer este terrible mal. Es momento de hacer conciencia, el diagnóstico oportuno puede salvar tu vida

El Día Mundial Contra el Cáncer de Mama significa que por el simple hecho de ser mujer, puedes padecer este terrible mal. Es momento de hacer conciencia, el diagnóstico oportuno puede salvar tu vida

RINA GITLER*

El cáncer de la glándula mamaria ocupa en nuestros días un lugar preponderante a nivel mundial como causa de enfermedad y muerte entre el sexo femenino. En algunos países toma gran importancia por sus altas tasas de incidencia, mientras en otros lugares se presenta en forma más esporádica. No obstante, es un tipo de cáncer que, de detectarse en forma temprana, es curable.

En todo el mundo se hacen esfuerzos importantes para detener su avance, para encontrar una cura más efectiva y detectarlo en forma más temprana. En los países económicamente mas atrasados, predominan las enfermedades infectocontagiosas como causas de morbi mortalidad, mientras que en los países con economías más fuertes predominan las enfermedades crónico-degenerativas.

México comienza a padecer también de enfermedades que caracterizan a los países desarrollados, entre las cuales está el cáncer mamario. En las dos últimas décadas, la incidencia de este mal en México ha ido en aumento.

Este fenómeno se atribuye a programas de detección mas efectivos, mejoría en los sistemas de estadísticas en salud y mejor educación a las mujeres para cuidar su salud.

El cáncer en general se presenta actualmente como la primera causa de muerte en nuestro país y aproximadamente 6% de las defunciones por este padecimiento corresponde al mamario, ocupando el sexto lugar dentro de las causas de muerte, pero el primer lugar de muerte por cáncer en mujeres.

Actualmente la American Cancer Society predice que una de cada cuatro mexicanas padecerá cáncer mamario en el año 2020.

De hecho, esta enfermedad aparece de manera esporádica en 85% de los casos sin que haya antecedentes de tumores en la familia. En los hombres es esporádico y raro, pero existe y representa 1% de los casos diagnosticados; esto debido principalmente a la presencia de las hormonas estrógeno y progesterona.

Si bien 75% de las muertes podría evitarse, si se recibe una atención oportuna en la etapa temprana, la minoría de los casos se detectan en esta fase. En países desarrollados el porcentaje asciende a 50%, lo que demuestra el rezago de la detección oportuna.

Sí al diagnóstico oportuno

La detección es la mejor inversión contra el cáncer, se requieren en nuestro país 26 millones de mastografías anuales para eliminar riesgos, pero sólo se lleva a cabo 10%. Hay hospitales y programas de gobierno que practican terapias y estudios gratuitos así como más de 60 fundaciones en todo el país que apoyan a esta lucha que parece insuficiente.

El tratamiento y los costos monetarios del cáncer dejaron de ser una sentencia de muerte para los ingresos. Aunque es muy difícil determinar el gasto real de dicha enfermedad, el gobierno federal a través del Seguro Popular fijó un presupuesto promedio de entre 200 y 250 mil pesos para los medicamentos y terapias que reciben las pacientes.

Una mastografía o ultrasonido mamario, que son los métodos de elección para detectar y corroborar la enfermedad, cuesta de 300 a 900 pesos mientras que un tratamiento requiere de 300 mil pesos en un hospital privado, monto 33 mil veces mas alto que dichos análisis de rutina que deben practicarse las mujeres después de los 40 años.

Entre los grupos y organismos que ofrecen exámenes gratuitos o mediante cuotas bajas están: Asociación Mexicana de Lucha contra el Cáncer (AMLCC), Fundación CIM*AB y FUCAM, entre otras. Asimismo, existe Fundación ALMA IAP, la cual destina 100% de los fondos a cirugías de reconstrucción después de una mastectomía, pues este tipo de cirugías son de alto costo y en la mayoría de los casos imposibles, de no contar con un seguro médico.

A nivel mundial, el cáncer de mama es el más común entre las mujeres. A pesar de las altas tasas de incidencia, en países occidentales 89% de las diagnosticadas con este padecimiento permanecen vivas después de cinco años.

Reino Unido y Estados Unidos tienen la incidencia más alta del mundo, junto con el resto de América del Norte, Australia y Nueva Zelanda. Por el contrario, en los países asiáticos se registra la menor incidencia de este padecimiento. Pero ser china no te hace inmune a contraer la enfermedad, porque el principal factor de riesgo es ser mujer.

A pesar de la creencia de que la diferencia puede estar asociada con la dieta, los científicos dicen que no es prudente evitar una comida en particular.

Según las cifras la incidencia entre las chinas, es de 18.7 personas por cada 100 mil habitantes. Lo cual ubica a esta nación en el lugar numero 142 de la lista de países con cáncer de mama.

En tanto, en Estados Unidos la tasa es de 101.1 por cada 100 mil mujeres, cifra que coloca a este país en el primer lugar. No se trata de una ventaja racial, sino en el estilo de vida occidental relacionado con los hábitos de consumo y la dieta diaria.

En un estudio realizado a mujeres chinas diagnosticadas con cáncer de mama y mujeres saludables, se encontró que las mujeres que siguieron una dieta estilo occidental, basada en carne y azúcar, tenían 60% más probabilidades de contraer cáncer, en comparación con las mujeres que siguieron una dieta tradicional basada en soya y vegetales.

¡Cuídate!

Hasta el momento la herramienta más valiosa es el diagnóstico temprano con autoexploración periódica, que debe realizarse por lo menos una vez al mes, la mastografía anual, a partir de los 45 años, y desde los 35 si existiera una historia familiar con el padecimiento. Ahora ya no hay excusa, pues el gobierno y otras entidades cuentan con programas gratuitos para realizarse dicho estudio.

Toda mujer tiene un cuerpo precioso. Es la brillante culminación de millones de años de evolución, de sorprendentes ajustes y sutiles refinamientos que lo convierten en el organismo más notable del planeta. Hay que hacer conciencia de que a cualquier mujer le puede pasar y entender que un diagnóstico temprano puede salvar una vida.

Cifras alarmantes

Las mujeres no se autoexploran porque:46.7% porque se siente bien de salud.17.4% piensa que no es necesario14.9% porque no le han ofrecido el servicio.13.2% no dispone de tiempo.

No es un lujo

Las mujeres no se hacen mastografías porque:45.7% no le han ofrecido el servicio.34.3% se siente bien de salud.15.7% no lo cree necesario.6.2% no sabía que debe hacerlo.4.0% no dispone de tiempo.1.8% le da pena.

*La autora es fundadora y directora de fundación ALMA IAP“Más que reconstruir senos reconstruimos vidas”alma.org.mx

Para talleres de salud mamaria:dirección@alma.org.mx