Cambio, la palabra clave del desarrollo empresarial

0

¿Te preocupan el crecimiento de tu empresa, las ventas o la rotación de personal? Es momento de cambiar

Raciel Sosa
Experto en Liderazgo del siglo XXI

Antes de mencionar los conceptos clave que engloba el desarrollo organizacional, debemos entender primero, que la empresa es como un ser vivo que está en proceso de crecimiento, igual que los seres humanos. Va cambiando conforme el momento en que se encuentra.

El primer paso es hacer un diagnóstico para saber el momento de evolución de la compañía. Desafortunadamente, esto no siempre está ligado al tiempo que lleva en el mercado.

Una empresa con 2 años de operación ha podido evolucionar más rápido, tal vez, porque cuenta con los líderes, las condiciones organizacionales adecuadas y el mercado al que se abocó la hizo crecer muy rápido; provocando que dicha empresa se tenga que internacionalizar, lo cual le exige evaluaciones de desempeño y objetivos claros.

Sin embargo, hay empresas que llevan más de 15 años en el mercado y el dueño siempre ha sido el jefe, lo cual, en ocasiones, provoca que la compañía crezca a la luz de lo que el patrón dice, lo cual puede demorar su evolución.

Después, viene todo un proceso de cambio, de desarrollo organizacional donde son 3 los protagonistas que deben estar involucrados: empresa, es decir, líderes de mayor nivel, accionistas, comité ejecutivo; líderes y colaboradores.

Técnicas de Desarrollo Organizacional

1.- Diagnóstico. Dónde estamos y dónde queremos llegar.

2.- Proceso de comunicación transversal. Se trata de comunicar aquello que hemos decidido. Y, en mi experiencia, diría que es donde más se equivocan las empresas, ya que deciden hacer un cambio en la organización pero no lo comunican, ni de manera oportuna, ni a las personas adecuadas, ni a todos los niveles; se convierten en secretos corporativos. Esto no tiene sentido.

3.- Influencers, Líderes del cambio, Embajadores. Se trata de identificar a las personas que nos van a sumar a ese proceso, para ayudarnos a modificar los ejes que queremos transformar. Son personas “sembradas” dentro de la organización que, además de la función que hoy realizan, nos van a ayudar a ser promotores del cambio.

4.- Capacitación y Desarrollo. Es importante capacitar o desarrollar a estos influencers o embajadores, enseñándoles las técnicas para que nos ayuden a promover y realizar el cambio.

5.- Seguimiento y evaluación.

Principales retos de las empresas

El concepto de desarrollo organizacional está en auge porque estamos entrando al siglo XXI y las empresas están dándose cuenta de que la forma en la que venían operando ya no corresponde a lo que el mercado les solicita, por lo que tienen que cambiar.

Y, precisamente, “Cambio” es la palabra clave. Dicho de otra manera, no puedes desarrollarte si no cambias.

Cuando nos preocupamos de que no estamos vendiendo lo que deberíamos de vender, no le estamos vendiendo al mercado adecuado, no estamos logrando los resultados, tenemos mucha rotación de personal … eso indica que algo debe cambiar.