Modernización de atención a clientes y energías limpias, los otros retos
La meta para 2012 dentro de la Estrategia Nacional de Energía (ENE) es lograr que el 26% de la electricidad sea generada a través de fuentes renovables.
Así lo reveló el director de Modernización de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Francisco Acosta, durante su participación en el Foro WindPower que se llevó a cabo en la Ciudad de México.
Al hacer un esbozo de los proyectos y avances que se han logrado en la materia, el funcionario dijo que dentro del citado plan existen cinco pilares estratégicos para la CFE y que consisten en establecer nueva infraestructura, y garantizar la transparencia en la rendición de cuentas.
Asimismo, entre los objetivos está el de la generación de energía limpia, la modernización de la zona centro y mejorar aún más la atención al cliente. Desde luego, aclaró que la compañía “redoblará el paso” en materia de energías renovables para alcanzar la meta señalada.
En ese sentido, expuso que para este año se prevé poner en marcha los proyectos eólicos de La Venta III, que generará 102.85 Megawatts (MW) a partir de abril; Oaxaca I, con 102 MW y que está en la etapa final para iniciar operaciones en marzo, junto con Oaxaca IV, con la misma capacidad.
Además, destacó que ya están en operación desde enero de este año Oaxaca III y en febrero, Oaxaca II, cuyas plantas generarán también 102 MW, cada una y que se han sumado al de La Venta II, que opera desde enero de 2007 con una capacidad de 85.25 MW.
Indicó que también están considerando los proyectos señalados en el Programa de Obras e Inversiones del Sector Eléctrico (POISE) 2011-2025, para el servicio público de energía eléctrica y que son:
sureste I y II, con capacidad de 300 MW, cada uno, y con fecha de operación comercial en 2013.
Le siguen Sureste III y IV, también con capacidad de 300 MW, cada uno, y que operarían para 2015 y 2016, respectivamente; Rumorosa I y II, con generación de 100 MW cada una para 2014 y Rumorosa III en 2015.
Adelantó que de esos proyectos el Sureste I está en gestiones finales para el sitio de construcción, luego de lo cual se tiene la meta de publicar la convocatoria en el primer trimestre de este año.
Explicó que en el escenario actual de inversión energética existen dos esquemas, de los cuales la CFE se encarga de la generación para el Servicio Público de Energía Eléctrica, y desde luego es la encargada exclusiva de su transmisión, distribución y comercialización.
El segundo esquema, dijo el directivo, es donde interviene la participación privada con la autogeneración, la cogeneración y la pequeña producción (a partir de 30 MW) y que son para exportaciones, productores independientes y autoconsumo.
En este segundo esquema, sostuvo, la pequeña producción no ha detonado debido a que el precio que la CFE puede pagar por la energía generada, además de volátil, resulta poco atractivo, ya que se paga un costo menor al costo total de corto plazo.
Ante esta situación la Ley para el Aprovechamiento de las Energías Renovables y el Financiamiento de la Transición Energética (LAERFTE) fue renovada en junio pasado para fomentar la participación de este sector, lo cual se prevé que empiece a apreciarse para este año.
(Reuters)


La SHCP no emitió las disposiciones para la prevención de operaciones con recursos de procedencia ilícita, afirma la Auditoría
La Auditoría Superior de la Federación (ASF) indicó que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) no emitió las disposiciones para la prevención de operaciones con recursos de procedencia ilícita y financiamiento al terrorismo que pudieran ocurrir en entidades de ahorro y crédito popular y de las sociedades de inversión.
En su informe sobre el estado de la Cuenta Pública 2010, la ASF señaló que la dependencia federal no presentó las reformas para evitar el lavado de dinero Sofoles, Sofomes, Uniones de Crédito, Sociedades de Inversión, Sociedades Cooperativas de Ahorro y Préstamo, Almacenes Generales de Depósito, Arrendadoras Financieras y Empresas de Factoraje Financiero.

“La SHCP informó que se estima que durante el primer trimestre de 2012, las reformas a las disposiciones de carácter general aplicables a entidades de ahorro y crédito popular y de las sociedades de inversión y las disposiciones de carácter general aplicables a las uniones de crédito quedarán concluidas”, señaló la ASF.

Las entidades que conforman el sistema financiero mexicano tienen la obligación de establecer medidas y detectar actos, omisiones u operaciones que pudieran favorecer, prestar ayuda, auxilio o cooperación de cualquier especie para la comisión de delitos, agregó la ASF.
En Twitter: @MundoEjecutivo


14 millones de personas trabajan en el sector informal; en 2011 se sumaron 1.6 millones más
Un total de 14 millones de personas trabaja en el sector informal de la economía nacional, lo que significa casi un tercio de la población ocupada, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).
La cifra aumentó en  1.6 millones de personas que se incorporaron a la informalidad respecto al mismo dato correspondiente a 2010.
En su comparación trimestral, la cifra desestacionalizada de la tasa de ocupación en el sector informal avanzó 0.35 puntos porcentuales con relación a la del trimestre julio-septiembre de 2011.
Según los datos del Inegi, de las 14 millones de personas que se dedican a actividades informales, 8.3 millones son hombres, mientras que las restantes 5.7 millones son mujeres.
En el cuarto trimestre de 2011 la población desocupada en el país se situó en 2.4 millones de personas y la tasa de desocupación correspondiente (TD) fue de 4.8% de la PEA; porcentaje inferior a la de 5.3% de igual trimestre de 2010.
“La tasa de desocupación es más alta en las localidades grandes, en donde está más organizado el mercado de trabajo; es así que en las zonas más urbanizadas con 100 mil y más habitantes la tasa llegó a 5.8%, mientras que en las que tienen de 15 mil a menos de 100 mil habitantes fue de 4.9%, en las de 2 500 a menos de 15 mil se ubicó en 4.0% y en las rurales de menos de 2 500 habitantes se estableció en 3%”, indicó el organismo en un comunicado.
Para el cuarto trimestre del año pasado, la Población Económicamente Activa  (PEA) del país se ubicó en 50.3 millones de personas, que significan el 59.5% de la población de 14 años y más.
En este periodo, un total de 47.8 millones de personas se encontraban ocupadas, cifra superior en 2.5 millones de personas a la del trimestre comparable de 2010. 
La población subocupada alcanzó 4.3 millones de personas en el cuarto trimestre de 2011, para una tasa de 9% respecto a la población ocupada, proporción mayor a la de igual trimestre de 2010, de 7.6%.
En el trimestre de referencia la población desocupada se situó en 2.4 millones de personas y la tasa de desocupación correspondiente fue de 4.8% de la PEA; porcentaje inferior a la de 5.3% que se presentó en el periodo octubre diciembre de un año antes.
En Twitter: @MundoEjecutivo

14 millones de personas trabajan en el sector informal; en 2011 se sumaron 1.6 millones más
Un total de 14 millones de personas trabaja en el sector informal de la economía nacional, lo que significa casi un tercio de lapoblación ocupada, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).
La cifra aumentó en 1.6 millones de personas que se incorporaron a la informalidad respecto al mismo dato correspondiente a 2010.
En su comparación trimestral, la cifra desestacionalizada de la tasa de ocupación en el sector informal avanzó 0.35 puntos porcentuales con relación a la del trimestre julio-septiembre de 2011.
Según los datos del Inegi, de las 14 millones de personas que se dedican a actividades informales, 8.3 millones son hombres, mientras que las restantes 5.7 millones son mujeres.
En el cuarto trimestre de 2011 la población desocupada en el país se situó en 2.4 millones de personas y la tasa de desocupación correspondiente (TD) fue de 4.8% de la PEA; porcentaje inferior a la de 5.3% de igual trimestre de 2010.
“La tasa de desocupación es más alta en las localidades grandes, en donde está más organizado el mercado de trabajo; es así que en las zonas más urbanizadas con 100 mil y más habitantes la tasa llegó a 5.8%, mientras que en las que tienen de 15 mil a menos de 100 mil habitantes fue de 4.9%, en las de 2 500 a menos de 15 mil se ubicó en 4.0% y en las rurales de menos de 2 500 habitantes se estableció en 3%”, indicó el organismo en un comunicado.
Para el cuarto trimestre del año pasado, la Población Económicamente Activa (PEA) del país se ubicó en 50.3 millones de personas, que significan el 59.5% de la población de 14 años y más.
En este periodo, un total de 47.8 millones de personas se encontraban ocupadas, cifra superior en 2.5 millones de personas a la del trimestre comparable de 2010.
La población subocupada alcanzó 4.3 millones de personas en el cuarto trimestre de 2011, para una tasa de 9% respecto a la población ocupada, proporción mayor a la de igual trimestre de 2010, de 7.6%.
En el trimestre de referencia la población desocupada se situó en 2.4 millones de personas y la tasa de desocupación correspondiente fue de 4.8% de la PEA; porcentaje inferior a la de 5.3% que se presentó en el periodo octubre diciembre de un año antes.
En Twitter: @MundoEjecutivo

Páginas