Redes sociales
Suscríbete al Newsletter
Redes sociales

La lección de Otis en Acapulco

Por: El Consejero 27 octubre 2023
Compartir
<strong>La lección de Otis en Acapulco</strong>

En las últimas horas todos hemos escuchado opiniones respecto al desastre provocado por el Huracán Otis en Guerrero, particularmente en Acapulco; sin embargo, más allá […]

En las últimas horas todos hemos escuchado opiniones respecto al desastre provocado por el Huracán Otis en Guerrero, particularmente en Acapulco; sin embargo, más allá de achacar la culpa de un evento catastrófico como éste, es importante señalar a los responsables de la magnitud de los daños.

Primero, y antes de cualquier otra persona, a nuestro presidente, quien decidió desaparecer el Fondo de Desastres bajo esa premisa absurda de que no se necesita, salvo cuando sucede, como los seguros. En esa misma condición, el no destinar ni un segundo de sus casi tres horas de conferencia mañanera para advertir de la magnitud de la tempestad, ya ni hablar de la manera primitiva en que pretendió viajar al lugar de los hechos.

Inmediatamente después, pero con una responsabilidad de origen, autoridades y desarrolladores locales, que en aras de ofrecer más y más unidades de lujo, han olvidado ceñirse a las mejores prácticas para resguardar un inmueble a la orilla del mar, y han utilizado materiales no aptos para este propósito.

Este video te puede interesar

Y por último, los compradores, que no han reparado en tener seguros, ni condiciones de compra que les garanticen su inversión.

Por lo pronto, Acapulco tendrá en los próximos años una renovación forzosa que permitirá adaptarse a esta clase de vicisitudes.

El góber emprendedor

Ya había antecedentes del mundo en que vive Samuel García, como cuando con la crisis del agua en Nuevo León, planteó la estrategia de bombardear nubes, pero que en particular ocupaba una nube “que llueva por siete horas y que no se mueva”, o cuando habló de “suelditos” de 40 mil o 50 mil pesos. Al gobernador neoleonés se le ha comparado con Javi Noble, aquel personaje de la película Nosotros los Nobles, un júnior emprendedor con ideas inviables, por llamarles de una manera decente.

La más reciente idea de García fue decidirse a buscar la candidatura presidencial de Movimiento Ciudadano, sin considerar la crisis política que vendría al pedir licencia. En el mejor estilo de “a ver si pega”, pretendió engañar al Congreso local, enviando su solicitud de licencia por seis meses, informando que dejaba como “encargado de despacho” al secretario de Gobierno, Javier Navarro, cuando lo correspondiente era que el Congreso designara a un gobernador interino. 

Ya desde antes, por matemática elemental, se había advertido públicamente que Samuel García no tendría los votos suficientes entre los legisladores locales para que le otorgaran la licencia, que designaran a quien quisiera el gobernador o incluso para permitirle regresar a la gubernatura. Eso ya era motivo suficiente como para que Samuel cumpliera su promesa de ser gobernador por seis años y no emular a su predecesor Jaime Rodríguez Calderón, el “Bronco”, de vergonzoso recuerdo en el estado.

No fue así. Alentado por el presidente López Obrador, a quien le conviene tenerlo en la boleta, y como parte de las presiones de Dante Delgado para que se defina Marcelo Ebrard, Samuel García se la jugó y el resultado está a la vista: los diputados locales le otorgaron su licencia, pero designaron gobernador interino a José Arturo Salinas Garza, presidente del Tribunal Superior de Justicia de Nuevo León, y de filiación panista, partido del que ha sido diputado local y federal.

En una publicación de su cuenta de X, Samuel García calificó de ilegal la designación del gobernador interino y dio a entender que recapacitaría sobre su decisión de buscar la candidatura presidencial, argumentando que “nada está decidido aún”, y al día siguiente remató con que no va a dar su gobierno al PRIAN. Falta que recule formalmente en su solicitud de licencia urgente. Esperemos que sea así, por el bien de México, aunque no tanto de Nuevo León. 

Smelter, una nueva plataforma en social listening

Una buena noticia para quienes buscan optimizar la estrategia de mercadotecnia de su empresa, cualquiera que sea su tamaño o sector, es la llegada de Smelter a México, una poderosa herramienta de social listening, diseñada para los mercados latinoamericanos, que se especializa en la automatización, recopilación y análisis de datos en redes sociales y plataformas digitales. 

Smelter tiene la capacidad de analizar más de un millón de fuentes entre las que no solamente se incluyen los canales digitales, vehículo de preferencia de las marcas para hacer llegar los mensajes a sus audiencias, sino que también recoge información de medios noticiosos y sitios web en todos los idiomas.

De acuerdo a datos de la empresa, sus usuarios han incrementado sus tasas de conversión hasta en un 30%; se han elevado sus menciones positivas en el mercado entre 15% y 17% y han mejorado el volumen de menciones hasta 23% trimestre tras trimestre.

Smelter trabaja bajo una estrategia de cinco pasos: recolecta menciones de marca; comprende fortalezas y debilidades; analiza la competencia; examina la industria y estudia las preferencias de los clientes, y hace crecer el negocio utilizando la retroalimentación de las marcas, utilizando las herramientas de la Inteligencia Artificial.

Descargable

No te pierdas nuestro especial: ALTAGRACIA Gómez Sierra

Descarga gratis

Notas relacionadas